Ignacio Garralda, presidente de Mutua Madrileña.

Ignacio Garralda, presidente de Mutua Madrileña.

Empresas

Mutua Madrileña prepara su desembarco en la movilidad urbana

La compañía indica a los fondos Kibo y Antai que pongan especial atención en este sector.

Pocos negocios están atrayendo más atención y de sectores más diversos que la movilidad. Desde empresas de construcción y servicios a fabricantes ferroviarios o compañías energéticas quieren tener una posición activa en este segmento. Una oportunidad que Mutua Madrileña tampoco quiere dejar pasar.

Ignacio Garralda, presidente de la compañía, confirmó este jueves que desde la dirección de Mutua han indicado a los fondos Kibo Ventures y Antai Venture Builder, donde Mutua tiene inversiones, que realicen un seguimiento especialmente intensivo a las start-ups centradas en el negocio de la movilidad.

Y es que, en este campo, Mutua quiere traspasar las fronteras del negocio asegurador. Desde la compañía consideran que el know how acumulado durante décadas en este segmento les ofrece una posición privilegiada para entrar en este sector. 

Además del campo de las empresas de base tecnológica, Garralda confirmó que están en conversaciones activas con diferentes participantes en el sector de la movilidad. Concretamente, el directivo indicó que han sondeado tanto a empresas de automoción, con las que tienen profundas relaciones desde hace años, como a empresas de nuevo cuño.

En este segmento, destacan las compañías de la denominada movilidad compartida o sharing mobility.  Empresas de carsharing, motosharing, patinetes eléctricos o bicis están siendo estudiadas por parte de Mutua de forma muy detallada. Si bien es cierto que la decisión de entrar es firme, se quiere hacer desde una posición sosegada, como forma parte de la idiosincrasia de la empresa. 

Y es que, el sector asegurador se encuentra con una gran encrucijada en el segmento de auto. Por un lado, son plenamente conscientes de que este negocio va a menguar de forma importante lo que va a afectar a sus actuales fuentes de ingresos. El propio Garralda lo explicó durante la última presentación de resultados del grupo:  "Nuestras proyecciones respecto a la venta de autos nos dicen que en ciudades como Madrid va a haber menos horas rodadas, menos uso del coche y menos siniestralidad. Seguramente si esto pasa tendremos que adecuar las tarifas a estos cambios". 

Del mismo modo, pocas empresas conocen mejor el sector del auto y tienen acceso a datos más valiosos de los usuarios que las aseguradoras. Poner en valor esa información puede otorgar una gran ventaja competitiva a estas empresas. 

Sin quitar el ojo a las 'insurtech'

El interés por el segmento de la movilidad no va a hacer que Mutua pierda el foco en las denominadas insurtech. El segmento de empresas de base tecnológica especializadas en los seguros es un campo en que Mutua lleva mucho tiempo estudiando.

Hasta el punto de que su entrada en Kibo y Antai puede relacionarse directamente con la necesidad de contar con unos radares en este sector que les permitan conocer todas las oportunidades de negocio.

"Sabemos que la mejor manera de tener presencia en un negocio es invertir dinero y estamos dispuestos a hacerlo. Para ello podemos optar tanto por hacerlo directamente tomando una participación en alguna empresa como a través de Kibo o Antai" señaló el directivo. 

En este sentido Garralda no siente que estas compañías sean una amenaza siempre y cuando entren al mercado respetando la regulación. "Todos tenemos que regirnos por las mismas reglas de juego". 

En lo que tiene que ver con la rentabilidad de su entrada en Kibo y Antai, el presidente de Mutua considera que aún es pronto para hacer valoraciones. "Llevamos muy poco tiempo en estos fondos. Dicho esto, en nuestra decisión de entrar en ellos tiene más peso que nos proporcionan una fuente de conocimiento enorme que la potencial rentabilidad que podemos conseguir ya que nuestra participación es muy pequeña".

En Mutua saben que el futuro es digital y que las decisiones que tomen durante los próximos ejercicios marcarán el futuro de la compañía. Un horizonte en el que la movilidad tendrá mucho que decir para Mutua.