Fundandores de Geeksme.

Fundandores de Geeksme. Carlos R. Cózar

Empresas OBSERVATORIO DIGITAL

Geeksme presenta Universall, una plataforma que monitoriza acciones cotidianas

La compañía española Geeksme está lista para revolucionar el Internet de las Cosas (IoT, en sus siglas en inglés) como ya hizo con los wearables gracias a su Life Lovers Watch, un reloj capaz de monitorizar la actividad sexual.

La startup española ya trabaja con Universall, una plataforma de hardware y software pensada para convertir cualquier objeto cotidiano en inteligente. De esta forma, Universall permitirá a compañías de todos los sectores lanzar de forma rápida y sencilla productos basados en el IoT. Además, Geeksme planea lanzar productos propios basados en el ecosistema Universall.

“La esencia del IoT es, precisamente, que todo lo que nos rodea llegue a estar al servicio de la humanidad, captando información que ayude a usuarios y empresas en su día a día”, ha explicado el co-fundador de Geeksme, Rodrigo Silva-Ramos. 

Sensor universal

El ecosistema se compone de dos partes, una de software y otro de hardware. Por un lado, cuenta con un módulo de 2,8 cm de diámetro y 8 gramos de peso, adaptable a numerosos escenarios gracias a los diversos accesorios diseñados a tal efecto, y una base de carga y comunicación que también dota al módulo de nuevas funciones y posibilidades. Ambos tienen distintas variantes dependiendo del caso de uso, combinando sensores de movimiento, medioambientales y de localización, entre otros, y el uso de tecnologías de comunicación Bluetooth, Wi-Fi, NB-IoT, LTE-M, EGPRS, etc. 

En lo referente al software, Universall presenta un diseño modular, desde las capas de más bajo nivel como el firmware, hasta lo concerniente a las aplicaciones móviles y la plataforma compuesta por el front-end y back-end. De esta manera, y gracias a las diferentes plantillas o modos de uso desarrollados por Geeksme, es posible una rápida personalización para construir infinidad de casos de uso en tiempo récord, incluso aquellos que no se hubiesen planeado desde un principio. 

En este sentido, y en el momento que vive Internet de las Cosas, los dos fundadores explican que "Aunque se lleva hablando de IoT desde hace casi una década, hasta hace poco la idea del mismo era poco más que una quimera  y un concepto muy abstracto. Incluso gente especializada en tecnología no tenía muy claro de qué manera podía afectar eso a su vida diaria. Por suerte, los planetas se han alineado en los últimos tiempos, y la cordura comienza a imperar".

De esta forma, la nueva creación de Geeksme supone una potente herramienta para compañías que quieran aprovechar el Big Data y embarcarse en el esfuerzo que supone la integración de dispositivos inteligentes, ya que es la inversión inicial en las pruebas de concepto y pilotos lo que supone la principal barrera para muchas empresas.