Messi durante el último Barcelona -Roma de Champions League.

Messi durante el último Barcelona -Roma de Champions League. REUTERS

Empresas DERECHOS DEPORTIVOS

Vodafone se cae de la Champions League, Telefónica y Orange siguen adelante

Las dos operadoras presentaron una propuesta a Mediapro, aunque a la baja, lo que aboca a largas negociaciones en los próximos meses.

Finalmente dos de las tres grandes operadoras, Telefónica y Orange, han presentado sus ofertas por Bein Sports, el canal de Mediapro que tiene en exclusiva los derechos de todos los partidos de la Champions League de las próximas tres temporadas. Son, sin embargo, ofertas a la baja y por debajo de las pretensiones de Jaume Roures, lo que aboca al proceso a largos meses de negociación.

Hemos recibido ofertas por Bein Sports de todos los operadores menos de uno”, confirman a EL ESPAÑOL desde Mediapro. “Ahora toca negociar con los que han presentado ofertas, aunque no será nada inmediato”, advierten desde la compañía fundada por Jaume Roures. Fuentes del sector consultadas por este periódico confirman que la operadora que no ha presentado su oferta ha sido Vodafone.

De hecho, hace unas semanas su consejero delegado Antonio Coimbra, criticó duramente el proceso y calificó el coste de estos derechos como excesivo y el sistema impuesto por Mediapro como poco rentable para sus clientes y para sus cuentas. LAs fuentes consultadas indicaron a este diario que Vodafone no se presentó a la primera puja "porque no le encajaban las condiciones impuestas".

Telefónica y Orange se han sumado

El pliego de Mediapro indica que quien no se haya presentado a este primer tender que concluyó el pasado viernes, queda excluido automáticamente del resto del proceso y por tanto ya no puede optar a emitir la Champions League durante las próximas tres temporadas.

Por su parte, Telefónica y Orange se han sumado, pese a las críticas que han venido vertiendo en las últimas semanas por la mecánica establecida por Mediapro y por el elevado coste de estos derechos. El el caso de esta Champions League, Mediapro pagó más de 1.100 millones de euros a la UEFA por los próximos tres años y su objetivo es al menos recuperar esta cifra.

Las fuentes consultadas indican que la razón se encuentra precisamente en una cláusula impuesta por Mediapro en la subasta: nadie que no se sumara a este primer tender podría posteriormente quedarse con la emisión de Bein Sports. Esto significa que quienes no han inscrito su oferta hasta el pasado viernes no emitirán la Champions League a partir de septiembre y quedan automáticamente fuera del proceso.

Condiciones de Mediapro

Si a esto le sumamos la extrema competitividad del sector de las telecos, tenemos un terreno abonado para que las grandes se presentaran, pese a no tener la certeza de que pujarán hasta el final y menos por los precios establecidos por Mediapro. De esta manera, nos esperan largos meses de negociaciones y conversaciones, como ya informó este periódico.

Comienza ahora la verdadera partida de ajedrez entre las telecos y Mediapro, en la que las operadoras intentarán rebajar la factura para migrar hacia un modelo mixto en que el dueño de los derechos y las plataformas compartan el riesgo y los costes de abonados.

Telefónica, Vodafone y Orange pedían un pago a Mediapro por abonado conseguido con el paquete de Bein Sports, pero la productora insiste en que necesitan un pago fijo por el alquiler de la cadena que emitirá todos los partidos.