Mark Zuckerberg, desaparecido ante el Facebookgate.

Mark Zuckerberg, desaparecido ante el Facebookgate.

Empresas

El 'Facebookgate' alcanza ya a 87 millones de personas

Es fruto de la investigación interna de la compañía, que ha puesto en marcha nuevas medidas de seguridad y protección para sus usuarios. 

Facebook sigue adelante con la investigación abierta tras el escándalo de la filtración de datos personales de sus usuarios a Cambridge Analytics. Un trabajo que ha dado como resultado una revelación llamativa: no eran 50 millones de personas las afectadas, sino 87 millones de usuarios de la red social. Al menos es lo que "cree" con los datos que tiene en este momento en la mano. 

La fuga de datos desde Facebook a Cambridge Analytica afecta ya a 87 millones de usuarios

Así lo explica la red social en su blog en el que señala que ya está tomando medidas para revisar todas sus políticas de privacidad. De hecho, el dato más importante lo hace público en la última línea de un extenso post elaborado por su equipo de comunicación. 

La red social ha aprovechado para "explicar los detalles más importantes de todo lo que está para proteger a sus usuarios. La primera medida es la limitación del acceso por parte de las aplicaciones a los eventos. "No podrán acceder a la lista de invitados ni a las publicaciones en el muro del evento", y en el futuro tendrán que aceptar "requisitos muy estrictos" sobre el uso de los datos que van a hacer. 

Los grupos también van a recibir un gran cambio "en el futuro". La red que lidera Marck Zuckerberg reconoce que hay muchas aplicaciones que los administradores emplean para moderarlos. Por ejemplo, para controlar o publicar mensajes o responder a los comentarios. Sin embargo, en esos muros existe una gran información personal que puede ser leída por las aplicaciones. 

Cambios en el inicio de sesión

Facebook asegura que trabaja para limitar su ámbito de actuación. De este modo, tan sólo podrán utilizarse aplicaciones "aprobadas" por la red social, y el "permiso de un administrador para garantizar que benefician al grupo". Además, se va a eliminar cualquier información personal que pueda aparecer. Algo que también se va a hacer en aquellas aplicaciones que quieran acceder a las páginas. 

Pero el cambio más importante que recoge la red social es el del inicio de sesión en las aplicaciones. "Desde hoy" cualquier API que solicite acceso a información tiene que ser aceptada por Facebook. Además, no va a permitir que ninguna aplicación solicite información personal "como opiniones religiosas o políticas, estado de relación y detalles, listas personalizadas de amigos, educación e historial laboral, actividad física, actividad de lectura de libros, actividad de escuchar música, lectura de noticias, video ver actividad y actividad de juegos". 

Por último, cambiará también la opción de búsquedas y recuperación de la cuenta. Hasta ahora se podía utilizar el correo y el teléfono; sin embargo, reconoce que hay que "han abusado maliciosamente" intentando abrir perfiles o, incluso, robando datos personales de las cuentas. Así que, a partir de ahora, va a eliminar esta posibilidad. 

Otra de las polémicas que han surgido en los últimos días estaba en el historial de llamadas y mensajes de texto a través del Messenger en teléfonos Android. Facebook explica que hasta ahora utilizaba la información obtenida para ofrecer los contactos más habituales. Sin embargo, se compromete a "borrar toda la información disponible en el último año". 

Zuckerberg, al Congreso

Noticias que llegan el mismo día en el que se ha conocido que Marck Zuckerberg, el CEO de Facebook, va a declarar en el Congreso de Estados Unidos el próximo día 11 de abril por el escándalo del Facebookgate. 

Zuckerberg afirmó este martes que está de acuerdo "en espíritu" con la nueva ley de la Unión Europea sobre privacidad de datos, más estricta en su regulación, pero no llegó a comprometerse con ella como estándar a aplicar en su red social a nivel global.

Según indicó Zuckerberg a Reuters, Facebook está trabajando en una versión de la ley europea (que entrará en vigor en mayo) que funcionará de forma global, con lo que traspasará algunas de las garantías de esta nueva norma a su plataforma, pero negó que fuera a extender la ley a toda su operació