Sede de Duro Felguera en una imagen de archivo.

Sede de Duro Felguera en una imagen de archivo. EFE

Empresas

Cambio de planes en Duro Felguera: estudia una ampliación de capital

Se explora también la posibilidad de dar entrada a un inversor industrial o financiero.

El futuro de Duro Felguera sigue en el aire. A la búsqueda de un inversor por parte de la compañía, se une ahora otra opción más que hasta ahora había quedado descartada: la ampliación de capital.

Una posibilidad que ha cobrado fuerza en las últimas semanas, y que permitiría a la ingeniería acudir a los mercados en busca del dinero que necesita para seguir adelante. Es decir, en el entorno de los 100 - 150 millones de euros que le ayudarían a poner el contador a cero.

No hay que olvidar que Duro Felguera es una de las cotizadas históricas de nuestro país. Lleva en el parqué desde 1905 y cuenta, a cierre del pasado viernes, con una capitalización de 55 millones de euros.

El papel de los bancos

Los planes de ampliar capital se están analizando internamente y -al mismo tiempo- se empieza a tantear a los bancos sobre su posicionamiento. No hay que olvidar que la exposición de Santander, Caixabank, Sabadell, Bankia, Liberbank y Cooperativo supera los mil millones de euros entre avales (700 millones) y deuda (350 millones).

Según explican a EL ESPAÑOL fuentes conocedoras de la situación, la banca no vería con malos ojos esta posibilidad. Al parecer el equipo directivo que lidera Acacio Rodríguez se está ganando el respeto de los acreedores, y parece que hay una mayor disposición a dejarles trabajar.

Esto habría despejado el camino a que las principales entidades financieras capitalicen parte del dinero adeudado y, al mismo tiempo, hagan una propuesta de refinanciación que permita ofrecer una buena rentabilidad a los nuevos inversores.  

La promesa de rentabilidad en Duro Felguera será esencial, pues deberá venir sustentada en un plan de negocio realista en el que se expliquen cuáles son los planes de futuro para la compañía, así como los ingresos esperados.

El calendario de esa ampliación todavía no se ha definido, habida cuenta de que es necesario contar con el respaldo del pool bancario, buscar a los asesores, preparar el folleto, recibir la autorización de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, etc. Aunque parece que el objetivo sería tratar de hacerla en el primer semestre.

Todas las opciones abiertas

Esta operación, que hasta ahora se había descartado, cambia radicalmente los planes de la compañía. Los bancos venían exigiendo la entrada de un socio -industrial o financiero- que aliviara las delicadas cuentas de Duro Felguera.

De hecho se siguen estudiando las ofertas planteadas por Bybrook y KKR; así como la de los empresarios asturianos que -liderados por Blas Herrero- que estarían dispuestos a inyectar dinero en la compañía. Se habla, incluso, de la llegada de algunos otros inversores extranjeros. 

Una actuación arriesgada la que se plantea ahora en Duro Felguera, en un momento en el que, además, la compañía se ve inmersa en el caso de los presuntos sobornos a funcionarios venezolanos. El pasado viernes declaraba en la Audiencia Nacional el expresidente de Duro Felguera, Ángel del Valle, quien negaba que el grupo hubiera efectuado pagos a cambios de contratos.