Al filo de las 11:30 horas de la mañana de este viernes, en una sala del hotel Meliá Madrid Princesa todo era expectación, ajetreo de cámaras y murmullo de periodistas. No era para menos, Rocío Carrasco (42 años) reaparecía para presentar un nuevo musical sobre su madre, Que no daría yo por ser Rocío Jurado. Acompañada por su amiga Anabel Dueñas -quien interpreta a La más grande en la función-, y por su marido Fidel Albiac (46) -director de la obra-, Rocío se ha mostrado muy sonriente al principio durante el photocall. Todo eran exclamaciones divertidas y saludos a 'viejos amigos' de la prensa.  Sin embargo, la emoción no tardaría en aparecer. Rocío casi se rompe al ver el 'vídeo resumen' que se ha emitido en la sala.

Noticias relacionadas

JALEOS ha sido testigo. Controla la lágrima a la vez que tararea por lo bajini las canciones. Al fin y al cabo, y después de tanta tormenta mediática, se trata de una hija emocionada al ver y escuchar las míticas canciones de su madre. Estos días están siendo muy especiales para Carrasco, ya que se acaba de dar luz verde al museo de Rocío Jurado en Chipiona. Ella está feliz y anuncia nuevos proyectos. De momento, esta gira 2020 del musical, donde se recordará a la Jurado persona a través de 14 temas y de vídeos de archivo de TVE. El 14 de febrero es el estreno en la Casa de Colón de Huelva.

Carrasco posando para los medios. Gtres

Rocío, intercambiando miradas de complicidad a cada poco con Fidel, coge el turno de palabra ante una sala en riguroso silencio: "Gracias por acompañarnos hoy. Es un proyecto hecho con ilusión y amor, con todo lo que puede manar de nosotros, que no puede ser otra cosa. Es una obra emotiva, cómica. Se interactúa, Anabel se mete a todo el mundo en el bolsillo. Se intenta que se conozca a la Rocío persona, sus formas de pensar, sus posicionamientos, su vanguardismo, su generosidad. De alguna forma la tenemos con nosotros y el público también. No digo nada más, porque por la boca muere el pez". Y después de contar cuánto quiere a Anabel y el día en que rompió a llorar al verla cantar en OT Punto de Partida-, comienzan las preguntas de los periodistas. Amables, pero también espinosas. De las rencillas familiares, de su hija, de Antonio David Flores (sin nombrarlo) y de por qué se mantiene en silencio, Rocío habla y todos callan. 

¿Qué ha sentido con este proyecto?

Se me han removido todos los sentimientos. He pasado de no poder escuchar una canción y tenerme que ir, a hacer el esfuerzo y seguir sin estar como una Magdalena todo el día. He pasado por muchos estadios. Y lo veo como algo maravilloso y no hay que llorar.

Si empezase de nuevo en la vida, ¿qué haría?

Si empezase de nuevo... haría muchísimas cosas.

El museo, por fin, se abrirá en Chipiona

Siempre quise, lo que pasa que me las he tenido que comer dobladas porque se ha dicho de todo, pero he estado pendiente. Siempre he hecho lo que tenía que hacer y a favor. Surgieron una serie de problemas que hasta que no se solucionaran no iba a seguir. Hemos tenido bastantes barbaridades. Han hecho posible que todo siga para adelante.

Al final, todo se recoloca

La vida va poniendo las cosas solas.

Usted tiene bastante temple

Es un trabajo, todo en la vida lleva un trabajo.

Rocío Carrasco respondiendo a los medios de comunicación. Gtres

Se ha hablado mucho de sus ausencias en otros homenajes a su madre...

Todos son importantes y es bueno que lo demás homenajeen. Ya lo hago yo por otro lado.

¿Qué significa este proyecto?

Es uno de mis trabajos más importantes y más arriesgados.

¿Trabajar con su marido ha ayudado?

Trabajar con Fidel facilita todo.

¿Cree que habrá ausencias el día 14 de febrero?

Que esté quien quiera y que disfrute.

El museo en Chipiona, ¿acercará posturas en la familia?

Si era lo que todos queríamos, todos contentos, contentísimos. Ese objetivo se va a cumplir.

¿Cómo vive cada homenaje a su madre?

Es duro en cada homenaje. Doy gracias a todo el que deposita un poquito de amor. El que yo no vaya a los homenajes no significa que esté en contra.

¿Qué ha pasado realmente con el museo?

Hacía falta llevar a cabo un convenio regulador entre el Ayuntamiento y yo, y hasta que no estuviese aprobado, no se podía someter a Pleno. Para que todos estuviesen de acuerdo. Dejando la política aparte, queríamos que todo el mundo estuviese de acuerdo.

Rocío, emocionada durante la rueda de prensa. Gtres

La gente, en todos estos años, ha echado de menos ese museo...

La gente que ha echado de menos el museo, seguramente no estaría al tanto de las cosas.

¿Molestan las barbaridades que se dicen?

Las barbaridades te molestan. Son absurdas.

¿Algún día romperá su silencio?

A ver, yo... Lo voy a decir ya para que se sepa. Yo no he hablado nunca según de qué temas, no he hablado de lo maternofilial, ni la familia ni de alguien que pasó por mi vida. Eso no quiere decir que el que calla, otorga.

¿Qué le diría su madre si viese este musical?

No lo puedo decir (se ríe y todos la animan para que lo cuente) Me diría: 'Rocío Carrasco, hija de la gran puta'. (Risas) Ella decía eso tanto para matarte como para quererte.

Si ella estuviese viva, ¿sería el presente familiar distinto?

Pasemos a otra pregunta (silencio). Entiendo la pregunta, pero vosotros vais a respetar que nunca he hablado, que de momento no hablo... pero el que calla no otorga. Yo no voy a la gente y le pregunto qué les pasa con su gente. Todo está bien.

La decisión de que Fidel fuera director, ¿quién la tomó?

Es una cosa que miramos los dos y fue una idea de los dos.

¿Qué le diría a su madre?

Si mi madre estuviera viva, con eso me valdría, no me haría falta decirle nada.

¿Verá la nueva edición de Supervivientes?

Yo veo Netflix. Si quieres, te digo todas las series, me las sé todas.

Y a su hija, ¿la verá en Supervivientes?

¿Lo echan en Netflix?

¿Ha puesto muchas demandas?

Vivo en un Estado de Derecho y creo en él.

[Más información: El museo de Rocío Jurado, más cerca que nunca: Chipiona y Rocío Carrasco llegan a un acuerdo]