Alejandro Sanz (50 años) se encuentra en una inesperada encrucijada profesional y personal. El cantautor madrileño deberá pagar 5'4 millones de euros a su exrepresentante, Rosa Lagarrigue (64), por incumplimiento de contratos, entre otros conceptos, según recoge la sentencia judicial del Juzgado de Primera Instancia número 74 de Madrid a la que JALEOS ha tenido acceso.

Noticias relacionadas

Un fallo histórico que deriva en una indemnización económica sin precedentes de un artista español a un manager por cuestiones meramente laborales. La figura de Rosa Lagarrigue no es desconocida en la industria musical. Todo lo contrario. Esta profesional, elevada a la categoría de reina Midas en el sector del management, es natural de Santiago de Chile y nació en 1955. Lleva más de 40 años dirigiendo las carreras artísticas de leyendas de la música patria con proyección mundial como Alejandro Sanz, Miguel Bosé (63) o el mismísimo Raphael (76). 

¿Quién es Rosa Lagarrigue y qué es RLM?

Rosa Lagarrigue y Alejandro Sanz. Instagram

Rosa Lagarrigue fundó la empresa RLM en los años 90, siendo una de las pioneras en management y contratación de artistas en el mercado nacional e internacional. Según consta en el sitio web de la cabeza pensante de la carrera musical de Sanz, "RLM se ha consolidado como una de las empresas líder en el sector de la música en España y ha sido partícipe de buena parte de los hitos musicales que han tenido y están teniendo lugar en España. Se distingue por saber proyectar la carrera musical de sus artistas a medio y largo plazo cuidando mucho los pasos a seguir en cada caso y prestando especial interés en el desarrollo de todos ellos". 

Casi cuarenta años de una dilatada trayectoria profesional llevando las riendas de numerosos artistas globales como Mecano, Ana Torroja (59) y Rozalén (33). O con una perspectiva algo más corta, artistas de nueva generaciones como Álvaro Soler (28) o la cantautora gaditana Brisa Fenoy (28). La empresa también tiene su propio sello discográfico y editorial: 'Sin Anestesia', responsable de trabajos como Equilibrio de Porta (31) y Días Grandes de Fredi Leis (31).

Rosa Lagarrigue y sus cuentas

Rosa Lagarrigue figura como administradora única en dos empresas:

1. La primera de ellas y la más importante es RLM S.L., fundada en 1997 y con la que gestiona su agencia de representación. Antes de esta empresa, de 1994 a 2007, había tenido otra empresa llamada igual que utilizaba con la misma función.

Las últimas cuentas disponibles en el Registro Mercantil de la empresa RLM S.L son del año 2017 y muestran una situación difícil. Además de que en esas cuentas quedó registrado que llevaba dos años en pérdidas (el último de ellos con casi 200.000 euros en números negros), sus ingresos no paraban de descender. En 2017, estas ventas fueron de 1'2 millones de euros (más de la mitad que el año anterior). Otro de los indicativos de esta complicada situación es que el patrimonio también se ha visto perjudicado, de más de 240.000 a unos 50.500 euros en 2017.

2. La segunda empresa en la que Rosa Lagarrigue figura como administradora única es Tagle Inversiones S.L., fundada en 2006 para la "gestión y administración de la propiedad inmobiliaria". Esta empresa tiene una situación mucho mejor. Destaca que acumula más de 4,7 millones de patrimonio (cifra que se obtiene tras restarle a lo que tiene la empresa las deudas). La empresa tiene unos ingresos relativamente estables, en torno a 240.000 euros. Lo negativo de esta compañía es que en 2017 también registró pérdidas, que ascendían a 137.000 euros.

Además de estas empresas en las que figura como administradora, Lagarrigue también participa en otros negocios como consejera (en Merchandising on Stage S.L. y en Impulsa Eventos e Instalaciones S.A, donde posee el 15% del accionariado); y es apoderada en Funmenko Enterprises S.L. y en Aprendiz y canciones S.L

Rosa Lagarrigue y Alejandro Sanz: trabajo, amistad y juicios

Rosa Lagarrigue en su despacho de RLM. RLM

Rosa Lagarrigue ha controlado la representación exclusiva de Alejandro Sanz desde 1991, con su primer álbum de estudio, Viviendo deprisa, hasta el año 2006. 25 años en los que según desveló a El País Semanal, no solo han sido manager y representado sino que ambos crearon una fuerte alianza personal que se rompió, según Lagarrigue, por culpa del autor de Corazón partío. "Yo empecé con Alejandro desde cero cuando era un chaval de Moratalaz y mira dónde llegó. Pero para mí es complicado hablar porque hay problemas muy serios de por medio. Y tampoco tengo una explicación. La ruptura fue completamente unilateral y con contrato vigente, es decir, que ni fue hablada ni consensuada. Lo que es muy doloroso, claro". 

Tras más de dos décadas y media juntos, Lagarrigue tomó la que fue, según ella, la decisión más triste y dolorosa de su vida: demandar a su gallina de los huevos de oro, la figura más fructífera de todo su arsenal de representados. "Le he tenido que demandar, claro. Sé que mucha gente piensa que él me ha demandado a mí, pero no. Le he demandado yo, y eso es lo más triste que he hecho en toda mi vida profesional. Es tremendo, porque yo solo tengo recuerdos magníficos con Alejandro. Y es un artistazo. Pero hoy la situación es otra. Y es muy triste, es lamentable, a mí me mata".

Una sentencia y una indemnización histórica

Alejandro Sanz y Rosa Lagarrigue se vieron las caras en el juzgado a finales del mes de julio de 2019, donde acudieron junto a sus abogados. Ahora los tribunales han hablado y han fallado a favor de la representante artística. En la sentencia, a la que ha tenido acceso este periódico, se recoge, entre otros conceptos, que Sanz deberá pagar 5'4 millones de euros a Lagarrigue por incumplimiento de contratos.

Este lunes 16 de septiembre, se conocía que el Juzgado de Primera Instancia número 74 de Madrid declaraba injustificada la resolución del contrato de representación artística que vinculaba a Alejandro Sanz con Rosa Lagarrigue. La sentencia, no dictada en firme y susceptible de recurso de apelación, obliga a Gazul producciones (sociedad de Alejandro Sanz) y a Alejandro Sánchez Pizarro (el nombre de pila del cantante madrileño) a pagar, por diversos conceptos, incluido el lucro cesante, la cantidad total de 5.430.022,27 euros, más sus intereses y actualizaciones, a la empresa de Lagarrigue, RLM SL.

"El cantautor Alejandro Sanz ha sido declarado responsable subsidiario del pago de la condena. La sentencia dictada no es firme, siendo susceptible de ser recurrida en apelación", dice el escrito. Este periódico ha contactado con Rosa Lagarrigue para conocer sus impresiones respecto a la decisión de los tribunales, pero ha declinado hacer declaraciones. 

[Más información: Alejandro Sanz pierde el juicio contra su representante y deberá pagarle 5,4 millones de euros]