Anita Matamoros no se ha dejado ver con su padre estos días.

Anita Matamoros no se ha dejado ver con su padre estos días.

Famosos DISTANCIA FRATERNAL

Los tres días de Anita Matamoros en España esquivando a su padre

Esta misma semana Anita Matamoros (18 años) se enfrentaba a su primer examen universitario. Lo hacía nerviosa, porque se trataba de una asignatura que se le atraganta y que no logra entender en su totalidad por el añadido de que se imparte en inglés. Pero todo pasa. Al salir de la prueba se sintió liberada y decidió que debía hacer algo para desconectar. Este miércoles, además, Kiko Matamoros (62) copaba una portada en la que decía que "la boda con Makoke (48) fue solo un regalo para ella" y que "le gustaría ir más lejos con Sofía Suescun (22)". En ese ambiente, lo único que le apetecía a la joven era coger un vuelo Milán-Madrid y plantarse en casa para arropar a su madre y desconectar con sus amigos.

Así lo hizo. El jueves a primera hora ya se encontraba en la capital y recibía un mensaje de su padre. Kiko desconocía que su hija estuviera en España y tampoco recibió contestación alguna a su WhatsApp. Se enteraba de todo en pleno directo en Sálvame, al mismo tiempo que se ponía a temblar y balbucear al contar que Ana le había leído el mensaje pero sin respuesta. La joven está muy molesta con su padre, hasta el punto de que a pesar de encontrarse estos días en Madrid, no ha querido coincidir con él -al menos de forma pública o sin querer dejar rastro en sus redes sociales como suele hacer-.

Anita disfrutó de la noche del jueves junto a su madre y unos amigos.

Anita disfrutó de la noche del jueves junto a su madre y unos amigos.

Sus ganas de venir a España no solo respondían a un intento de desconexión tras una larga jornada de estudio, sino también para celebrar el cumpleaños de una amiga. Sorprendió a sus amigos y grabó sus caras al llegar a casa y encontrársela. Salió a comer con su grupo, para festejar con tarta y una vela el aniversario de la amiga.

La fiesta siguió al aparecer la luna. Con la noche oscura, Anita salió a disfrutar de buena compañía con la que bailar sin parar. La joven se llevó a su madre y a dos amigos a la discoteca Blackhaus. Makoke estaba feliz de tener a su hija tan cerca y de pasar la noche entre risas y bailes. En ese momento no cabía ningún comentario sobre Kiko y menos aún mentarle y todavía menos esperarle. De hecho, allí estaba Tony Spina (29), último expulsado de GH VIP y (más que) amigo de Makoke.

Anita ha compartido su divertida noche en las redes sociales, con lo que ha mostrado que ni ella ni su madre están preocupadas por lo que haya dicho Matamoros en las revistas. Ellas son inseparables y según dijo la propia Makoke, sus dos hijos siempre la han apoyado e incluso ya le advirtieron de que se separara de Kiko hace mucho tiempo.

Anita Matamoros disfruta de la noche madrileña con su madre, Makoke JALEOS

Con las cosas así, parece que la historia de idas y venidas entre el colaborador y sus hijos se repite, como ocurrió con Laura (25) y Diego Matamoros (32) y esta vez con Anita. La resaca de la separación de Kiko y Makoke está repercutiendo en la manera en la que la joven ve a sus padres, y a la vista está que ella ya se ha posicionado.

[Más información: Makoke se sincera sobre las razones de su ruptura con Kiko Matamoros]