Pedro Sánchez, Donald Trump, Melania Trump y Begoña Gómez.

Pedro Sánchez, Donald Trump, Melania Trump y Begoña Gómez. Moncloa.

Famosos PRIMER CARA A CARA

Begoña Gómez hace sombra a Melania Trump en la ONU con un Delpozo arriesgado

Las primeras damas se han visto la cara por primera vez en la Asamblea General de la ONU, y la española ha sido la clara vencedora en el duelo estilístico. 

Este martes se veían la cara Pedro Sánchez (46 años) y Donald Trump (72), quienes ya habían posado juntos en julio en Bruselas. Pero las verdaderas protagonistas han sido las esposas, quienes aparecían juntas por primera vez: Begoña Gómez (43) y Melania Trump (48), ambas presentes en la Asamblea General de la ONU.

Para la ocasión, la primera dama española ha escogido unos colores muy sobrios pero con un guiño a la bandera de Estados Unidos en la elección de colores: azul oscuro, azul claro casi blanco y un rojo burdeos; además de que el traje estaba firmado por Delpozo, una firma fetiche de Melania Trump. El vestido favorecía su ya de por sí espectacular porte, pues era ceñido en la parte superior, donde se juntaban las líneas que descendían por una falda asimétrica de tres cuartos con grandes volantes.

Sin embargo, la polémica ha surgido al conocerse el precio del vestido elegido por Begoña Gómez: nada más y nada menos que 2.300 euros.

En cuanto al maquillaje y a su peinado, ha optado por lucir la melena suelta, con un pequeño recogido de la parte frontal junto a un maquillaje en el que destacaba su mirada. Un outfit atrevido para su estilo que le valió ser la clara vencedora en el duelo estilístico de las primeras damas. 

Melania Trump, por su parte, ha hecho gala de un clasicismo poco habitual en ella, siempre tan dada a conjuntos coloridos y a la última. Ha escogido un vestido estilo abrigo en color negro en tela de paño, con un largo hasta la rodilla que se ceñía a su cintura con un cinturón de seda.

El único elemento en el que no ha variado la estadounidense es en su maquillaje y el peinado, con un rostro muy marcado a base de iluminadores y una melena suelta y sedosa. 

El jefe de Gobierno español vestía traje azul con chaleco y corbata morada mientras que el de Trump era del mismo color aunque acompañado por una corbata roja. Los protagonistas de la foto están flanqueados por una bandera de Estados Unidos y otra con el sello presidencial estadounidense.

Fuentes españolas informaron de que el contacto entre Sánchez y Trump se limitó a un "saludo protocolario" en esa recepción.

Sánchez inició su visita el lunes en Montreal (Canadá) para posteriormente dirigirse a Nueva York, para estar presente en el inicio del nuevo periodo de sesiones de la Asamblea General de la ONU. Tras este acto oficial, el presidente tiene previsto visitar otras localidades estadounidenses de Sacramento y Los Ángeles.

Es llamativo cómo en esta visita oficial al país americano Begoña Gómez ya ha formado parte de la delegación española que encabeza el jefe del Gobierno. Una visita en la que tiene agenda propia en Nueva York. Entre estos actos está la recepción ofrecida por Melania Trump a las cónyuges de los líderes asistentes a la Asamblea General de la ONU, otra recepción que ofrecerá en Nueva York la esposa de Trudeau y una visita a la oficina económica del ayuntamiento de esta ciudad. 

[Más información: Por qué Begoña Gómez debe ser más cañera dando un paso al frente: hablan los estilistas]