Aída Nizar durante su concurso en Italia.

Aída Nizar durante su concurso en Italia.

Famosos 'GRANDE FRATELLO'

El gran disgusto de Aída Nízar: los italianos la expulsan de 'Gran Hermano'

La tertuliana llevaba cerca de dos semanas en la casa y se había enfrentado a todos sus compañeros, además de sufrir una expulsión disciplinaria. Eso sí, muchos espectadores piden su repesca. 

Aída Nízar (42 años) era una de las concursantes que más estaba dando que hablar en Grande Fratello, la versión italiana de Gran Hermano. Desde que hace cerca de dos semanas la tertuliana entrara, pletórica, en la casa, Nízar se había postulado como una de las estrellas del concurso. Al menos, era la que más guerra estaba dando con sus compañeros. Pese a todo esto, o como consecuencia, el 51% de los espectadores italianos ha decidido echarla de la casa fulminantemente.

Sin duda, un gran disgusto para Aída Nízar que hace poco reconocía en JALEOS que por fin en Italia había encontrado su lugar profesional y que los italianos la adoraban y le pagaban "como ella se merecía". Lo que parece un hecho es que los espectadores no la han querido más tiempo en el conocido concurso: "Más de la mitad de los italianos", recalcaba Barbara d'Urso (60), la presentadora del reality. 

La tertuliana.

La tertuliana. Gtres

Desde que puso un pie en Grande Fratello, Aída no ha parado de sumar polémicas, granjeándose la enemistad de sus compañeros. En concreto, con el drag queen Baye Dame. La relación entre los concursantes ha sido bastante mala desde sus comienzos, y en la última disputa la tensión llegó a niveles dramáticos, hasta el punto de que el senegalés intentó agredir físicamente a la española. Sí lo hizo verbalmente. Entonces, la actitud de ambos no gustó a los organizadores del programa, que decidieron tomar acciones contra los dos concursantes: "Ser un competidor de Gran Hermano es una responsabilidad y requiere un comportamiento siempre correcto y civil. Vuestras continuas provocaciones y comportamientos ya no son tolerables”, informaba d’Urso.

Ante tanta polémica, la vallisoletana no estaba consiguiendo los resultados esperados del concurso. Aunque entró con muchas esperanzas de llevarse el maletín, su fuerte temperamento y los enfrentamientos que ha protagonizado parece que le han pasado una factura irreversible. Si bien el público del programa aplaudió la expulsión casi al unísono, la tertuliana cuenta con el apoyo masivo de las redes sociales, que estos días están pidiendo su repesca. 

[Más información: Aída Nízar revoluciona Italia: "Aquí me pagan lo que merezco"]