Carmen en una imagen de archivo.

Carmen en una imagen de archivo. Gtres

Famosos DELICADO ESTADO DE SALUD

Carmen Franco padece un cáncer terminal

La hijísima tiene 91 años y los últimos los ha pasado viajando por medio mundo. 

A dos días del 42 aniversario del fallecimiento de su padre, Francisco Franco, nos enteramos que Carmen Franco (91) se enfrenta a la muerte con un cáncer terminal que afronta con serenidad y sin tratamiento porque "ya no hace falta".

Tiene 91 años y los últimos los ha pasado viajando por medio mundo. Justamente este verano, a la vuelta de uno de esos viajes, se encontraba más cansada de lo normal. Tras algunas pruebas médicas se supo el motivo.

"Lo que tengo es un cáncer terminal. Todo ha sido este verano, he estado 15 días de médicos y dicen que debe ser de hace tiempo, pero bueno, lo he asumido y no pasa nada. No tengo tratamiento, no hace falta", ha declarado la hija de Franco a LOC.

Apoyo incondicional de sus hijos

Aunque por el momento sus hijos han preferido guardar silencio, la familia es consciente del delicado estado de salud de Carmen y son un apoyo fundamental para la nonagenaria. Hay que tener en cuenta que la familia siempre ha formado una piña, sobre todo en lo relacionado con su madre. 

Carmen Franco junto a su hija Carmen Martínez Bordiú.

Carmen Franco junto a su hija Carmen Martínez Bordiú. Gtres

Una de las mujeres que siempre ha salido a apoyar a Carmen Franco, tanto en lo privado como en los medios, ha sido su hija Carmen Martínez Bordiú (66). La nieta favorita de Carmen Polo se encuentra en uno de sus mejores momentos sentimentales después de volver a enamorarse con Timothyun joven de 30 años que ha conseguido conquistar su corazón y que será un apoyo fundamental para Carmen en los meses tan duros que vendrán con la enfermedad de su madre, ya que es coach espiritual.

La situación es diferente con uno de sus otros hijos, Francis Franco (62) que está envuelto en un proceso judicial por un delito de atentado contra la Guardia Civil que, supuestamente, cometió el empresario en 2012. Según la teoría del fiscal, Francis habría estado circulando por pistas forestales con las luces apagadas y a gran velocidad. Los agentes, al suponer que se trataba de cazadores furtivos, procedieron a darles el alta, pero el vehículo no se paró sino que huyo de la Guardia Civil en una persecución que acabó embistiendo a la patrulla. Por estos hechos, el hijo de Carmen Franco se enfrenta a delitos de atentado a la autoridad, contra la seguridad vial y de daños bajo una pena de cárcel de seis años.

Preocupados por el Pazo de Meirás

Hace unos meses supimos que una veintena de activistas pertenecientes a los partidos políticos Bloque Nacionalista Galego (BNG) y Galizia Nova ocuparon simbólicamente este edificio para pedir que "fuera devuelto al pueblo". Concretamente, una vez dentro del palacio desplegaron unas pancartas en gallego en las que se leía: "Que nos devuelvan lo robado, Franquismo nunca más".

Francis Franco en una imagen de archivo.

Francis Franco en una imagen de archivo.

Sin embargo, según el propio Francis Franco en declaraciones exclusivas a JALEOS, el Pazo de Meirás es de la familia Franco ya que "es una propiedad privada y se tiene que cumplir la ley". En ese sentido, anunció que iniciarían acciones legales contra ellos porque "¿Cómo se sentiría usted si ocuparan su casa?".

[Más información: Francis Franco: "No hay más que hablar, el Pazo de Meirás es de los Franco"]