Álvaro de Marichalar.

Álvaro de Marichalar. Gtres

Famosos PASÓ EN SÁBADO DELUXE

Álvaro de Marichalar responde con dureza a Jorge Javier Vázquez y a Telecinco

El excuñado de la infanta Elena ha calificado de "atentado" lo ocurrido en 'Sábado Deluxe', cuando el presentador le echó del programa.

Cristina Rodrigo

Álvaro de Marichalar (56 años) vuelve a estar en el punto de mira. El excuñado de la infanta Elena (53) es el protagonista de una nueva polémica después de asistir como invitado a Sábado Deluxe y salir expulsado del plató por Jorge Javier Vázquez (47). Algunas de las declaraciones que vertió sobre la cuestión catalana no gustaron al presentador y decidió prescindir de él. Entre ellas, una de las que peor sentó fue cuando el hermano de Jaime de Marichalar (54) se refirió al "independentismo como el nuevo nazismo". El punto álgido de la conversación llegó cuando fue preguntado por los reyes actuales, Felipe VI (49) y Letizia (45), y Álvaro continuó con su discurso en vez de responder a la cuestión. Se le formuló varias veces más y ante su desobediencia Jorge terminó por echarle y dar por finalizada la entrevista: "Es un maleducado. No voy a permitir que esté aquí diciendo gilipolleces".

[Más información: Álvaro de Marichalar insta al rey a que se vaya a Cataluña y aparte a Rajoy]

JALEOS se ha puesto en contacto con Álvaro quien ha calificado la actitud del conductor del programa de atentado: "Es un atentado en toda regla contra el principio constitucional básico de igualdad, perpetrado a traición desde la inimaginable cobardía de quien dispone a su antojo caprichoso del poder infinito que supone un medio de comunicación masiva como es un programa de televisión".

Álvaro de Marichalar en una manifestación.

Álvaro de Marichalar en una manifestación. Gtres

"Perdono de antemano al presentador y a los que colaboraron en hacer posible la perversión de mi imagen pública. Todos sabemos que no ofende quien quiere sino quien puede. No debemos esperar honestidad de quien la desconoce. Perdonar es la mejor forma de intentar hacerles ver su error, para que puedan corregirse algún día y dejen de inculcar su virus de vileza a los millones de buenas personas que todavía siguen, inexplicablemente, consumiendo esa clase de programas convertidos en orgías de deshonor y maldad sin límites", continúa Álvaro.

"Se me hace más difícil perdonar a los propietarios -extranjeros- de la cadena de TV, siempre dispuestos a sembrar en España su ruina moral y odio estéril, a cambio de sus codiciados treinta denarios de traición absoluta a nuestros valores fundamentales europeos; a nuestra noble convivencia entre españoles y a nuestra sagrada paz civil. Agradezco de corazón el noble apoyo que estoy recibiendo de muchas personas que fueron testigos de la intolerable promoción pública de odio".

En el comunicado que ha hecho llegar a este periódico, Álvaro de Marichalar ha querido por último responder a la última pregunta que le plantearon en Sábado Deluxe antes de expulsarle y que hacía referencia a la familia real: "La familia real me parece que cumple muy bien el mandado constitucional de representar con honor y profesionalidad a los españoles, defendiendo la unidad secular de nuestra nación".