Con el blanco como protagonista, así ha sido la propuesta más pura del diseñador de Vitoria. | Foto: GTRES.

Con el blanco como protagonista, así ha sido la propuesta más pura del diseñador de Vitoria. | Foto: GTRES.

Moda

Devota & Lomba y su colección más pura

El diseñador Modesto Lomba explora todas las posibilidades del color blanco con una propuesta protagonizada por los juegos de volúmenes y las texturas.

«El color blanco suena como un silencio que de pronto puede comprenderse». Y así, tomando a Kandinsky como punto de partida y a este color primario como protagonista, el diseñador Modesto Lomba -fundador y presidente de la Asociación de Creadores de Moda de España (ACME)-; ha dado forma a una colección primavera-verano 2018 elegante, etérea y con aroma propio.

Porque ‘Hipnótica’, que así es como se llama la colección, está inspirada en el nuevo perfume de Devota & Lomba. Una fragancia del mismo nombre que acaba de salir al mercado y cuyas notas principales encuentran su corazón en las flores blancas. Blancas como las propuestas creadas por el diseñador de Vitoria y que, a través de este tono, han ideado diseños muy completos en los que se ha podido realizar un mayor trabajo de la textura y los materiales "al no tener el color como condicionante". Facilitando así que el modisto haya podido centrar toda su atención en el patronaje y en el volumen, señas muy características de la casa de moda. 

LINEAS ORGÁNICAS Y TEXTURAS DINÁMICAS

Nunca antes un ‘no color’ había dado tanto juego. Especialmente, gracias al uso de las diferentes texturas; técnica a través de la cual Modesto Lomba ha representado un diálogo perfecto de formas y cortes que han dado como resultado prendas cómodas, de gran caída y, sobre todo, de una fuerte presencia sobre la pasarela. 

Casi irreales -o hipnóticas, haciendo alusión al nombre de la colección-; Lomba ha introducido un nuevo desafío en su proceso constante de investigación del patrón, apostando para esta próxima temporada por el desarrollo artesanal de un objeto único: el nido de abeja desestructurado, que ha dado vida a un juego de líneas orgánicas que ha predominado a lo largo de todas sus propuestas. 

Siempre en blanco -a excepción de ligeros toques de gris hielo en paillettes, estampados o tartán-; las prendas han sido confeccionadas en linos, sedas satinadas y algodones rígidos

AIRES ORIENTALES Y VOLÚMENES CON MOVIMIENTO

Al igual que la temporada pasada -en la que ya inspiró su colección en los retratos del artista japonés Hi- para la Primavera-Verano 2018 Devota & Lomba nos traslada a un entorno sensible de irrealidad y pureza a través de prendas de corte oriental, como chaquetas tipo kimono, cuellos rectos y, sobre todo, fajines tipo obi

Además, el volumen vuelve a ser una vez más el protagonista indiscutible de la colección. Con camisas que elevan sus hombros y redondean las mangas para combinar con pantalones palazzo de gran caída y movimiento. Así como vestidos capa y faldas con vuelo, de gran peso y cortes muy definidos que buscan ofrecer una imagen femenina y etérea de la mujer. Por otro lado, destacan sus elegantes y tradicionales trajes sastre y de chaquetas de corte militar y, como novedad, la fuerte presencia de las bermudas; pieza clave de los noventa y que el modisto propone en tul blanco con flores cosidas. 

En cuanto a los accesorios, la firma ha hecho una fuerte apuesta por la comodidad y los básicos con babuchas de punta y zapatos de cordones (simpre planos). Así como bolsos en clave lady, con diseños de asa corta y bandoleras mini tipo joya muy sofisticadas. 

BELLEZA ANDRÓGINA

Siguiendo la inspiración oriental de sus prendas, Lomba propone beauty looks de gran personalidad con moños de samurai con raya lateral y melenas tirantes. Acompañados de maquillajes empolvados y de miradas amplias, gracias al uso de eyeliners en color blanco. Un make-up que amplia el tamaño de los ojos, centra la atención en los ojos y ofrece una belleza andrógina, frágil y delicada muy en concordancia con el estilo de la colección.