El 73,3% de las mujeres españolas se depila las cejas, mientras que sólo 15 de cada 100 hombres reconocen retocar sus cejas. Y es que, las cejas es una de las partes más importantes del rostro de una persona, pues le confieren personalidad. De hecho, un diseño u otro puede cambiar la expresión por completo. Por ello, es importante prestarles la atención que necesitan, sobre todo si tienes unas cejas despobladas.

El vello de esta zona no es igual al del resto del cuerpo, ya que tiene unas características específicas. Por ejemplo, crece a menor velocidad y tarda más en regenerarse y desarrollarse. Si sufres alopecia en cejas puede ser por varias causas, y es importante que identifiques cuál es tu problema. ¡Vamos allá!

Causas de unas cejas despobladas

  • La genética. Las herencias genéticas familiares tienen mucho que ver con nuestro físico, de manera que hay personas a las que les crece mucho menos el vello, sobre todo, las que lo tienen rubio y débil.

  • Una depilación excesiva. Hace unos cuantos años la moda era llevar las cejas muy finas, solo una línea, sin embargo, en la actualidad arrasan las cejas salvajes y tupidas. Si las has depilado en exceso y ahora tienes las cejas despobladas será un problema, pues al depilar el vello de raíz estas se van debilitando, pierde fuerza y se produce alopecia en cejas por tracción.

  • Problemas de salud. Si de repente empiezas a padecer alopecia en cejas cuando nunca antes habías tenido ningún problema similar, lo mejor será acudir al médico. La pérdida de vello está relacionada con la disminución de las defensas del organismo, problemas en la piel, desequilibrios hormonales… Debes identificar el problema cuanto antes para poder solucionarlo.

  • Los golpes, cicatrices y quemaduras en esta zona también pueden provocar la caída del vello, así como una cejas mal depiladas durante un tiempo prolongado.

  • Algunos medicamentos, como aquellos que se administran durante un tratamiento de quimioterapia, los anticoagulantes y los destinados a combatir la artritis, entre otros, pueden causar alopecia en cejas.

  • Demasiado estrés y ansiedad pueden ocasionar pérdidas de cabello y unas cejas despobladas. Tómate las cosas con calma y aleja los problemas todo lo que puedas.

  • La edad. A medida que envejecemos, el metabolismo funciona cada vez más despacio. El crecimiento del vello se reduce, disminuye el número de folículos y se pierde vello de manera progresiva.

Remedios y soluciones para la alopecia en cejas

Te damos algunos remedios para intentar combatir la alopecia en cejas.

1. Maquillaje

Es la solución más sencilla y menos costosa, así que si no quieres gastar grandes cantidades de dinero y deseas lucir unas cejas tupidas, existen una gran variedad de productos que te ayudarán a disimular unas cejas mal depiladas o despobladas.

2. Micropigmentación

Esta es una gran opción tanto si tienes poco vello como si no tienes ninguno, pues consiste en un tatuaje temporal. Con él se va dando forma a las cejas introduciendo pigmentos entre la dermis y la epidermis, un tratamiento que te permitirá lucir unas cejas perfectas entre unos dos y cuatro años.

3. Microblading

Esta técnica es muy parecida a la anterior, pero al utilizar agujas más finas sus resultados son mucho más reales. Además, se coloca el pelo uno a uno de una forma muy precisa pero solo en las capas más superficiales de la piel, de ahí que su duración sea menor que la técnica anterior.

4. Aceite de ricino

En caso de que siempre hayas tenido unas cejas gruesas, pero has pasado mucho tiempo depilándolas y ahora están demasiado finas, puedes recurrir a remedios naturales para solucionar este problema como, por ejemplo, el aceite de ricino.

Este aceite vegetal de textura densa es muy efectivo como purgante y para hacer crecer el vello en abundancia. Debes utilizarlo cada noche con el aplicador de una máscara de pestañas antigua que ya no uses de la siguiente manera:

  1. Antes de acostarnos, desmaquíllate y lávate la cara.
  2. Sumerge el aplicador de la máscara de pestañas limpio en el aceite de ricino.
  3. Peina las pestañas desde la parte interna hasta la externa de tres a cinco veces.

En una o dos semanas comenzarás a notar cómo las cejas despobladas vuelven a crecer. Sin embargo, debes ser constante para conseguir buenos resultados. También puedes aprovechar para aplicar el aceite de ricino en las pestañas, así se volverán más largas y gruesas.

5. Una buena depilación

Para las cejas mal depiladas o quien sufre alopecia en cejas, mientras estas crecen y se fortalecen, una buena depilación profesional puede ayudar a disimular las partes con menos vello, dándoles una forma adecuada según los rasgos faciales.

En la actualidad, están de moda las cejas más naturales, ni demasiado finas ni gruesas, con la parte interna un poco más tupida y natural, arqueadas y más finas en la parte externa. Por ello, una buena técnica profesional te ayudará a dar a tus cejas una forma bonita y natural.

6. Peinarlas y dibujarlas

Cuando una mujer se ha depilado demasiado las cejas durante mucho tiempo, se verá obligada a pintárselas ya que sufrirá de alopecia en cejas. Pero se deben pintar de manera discreta y difuminada para resaltar los ojos.

El lápiz para cejas debe ser de un color algo más claro al del vello y, además de pintarlas y difuminarlas, también existen peines especiales para cejas. También puedes utilizar un delineador, pero tendrá que ser siempre de un color adecuado para que el resultado sea lo más natural posible.

Por último, recuerda que es muy importante tener en cuenta la forma de los ojos y del rostro para resaltar tus rasgos y disimular los posibles defectos. Para ello, sobre todo si tienes las cejas mal depiladas, te recomendamos que acudas a un profesional para que te dé algunos trucos que podrás seguir después en casa.

También te puede interesar...