La tortilla de patata, tortilla de patatas o tortilla española es uno de los platos estrella cocina tradicional española. Y es que da igual la hora del día que sea que siempre apetece un pincho de tortilla, desayuno, comida, merienda o cena. En bocata o simplemente con una rodajita de pan para acompañar, más hecha, menos hecha, con cebolla o sin cebolla. Hay mil maneras de prepararla, por ejemplo, ¿has probado a cocinar una tortilla de patatas en el microondas? Pues no solo te facilitará gran parte de la tarea, sino que también es una buena manera de restar calorías a la receta original.

Asimismo, es una forma estupenda de ahorrar aceite, ya que puedes elaborar una tortilla de patatas al microondas sin aceite. ¿Parece increíble, verdad? Pues sigue los pasos de esta receta tortilla de patatas que te proponemos, también es mucho más ligera. ¡Toma nota, comenzamos!

Receta tortilla de patatas al microondas

Ingredientes:

  • 6 huevos
  • 6 patatas medianas
  • Sal al gusto
  • Pimienta negra al gusto
  • 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

Elaboración de una tortilla de patatas al microondas:

  1. En primer lugar, pela y corta las patatas finas, espolvorea con sal y pimienta al gusto y añade un par de cucharadas de aceite. Mézclalas bien con las manos y colócalas en una fuente apta para microondas y plana para que el calor del electrodoméstico las cueza de manera uniforme.

  2. A continuación, cubre la fuente con film transparente para que quede bien sellado.

  3. Pon las patatas dentro del microondas y cuece durante 12 minutos a 800 W. Después de ese tiempo, saca la fuente del microondas y retira el film con cuidado de no quemarte.

  4. Aparte, en un bol grande, bate los huevos y mézclalos con las patatas. Rectifica la sal y la pimienta antes de cuajar la tortilla de patatas al microondas sin aceite.

  5. Prepara una sartén con una cucharada de aceite y vierte la mezcla de los huevos con las patatas. Cuece primero unos dos minutos, por un lado, luego dale la vuelta y déjala otro par de minutos por el otro lado. Apaga el fuego y sirve.

  6. Con esta receta de tortilla de patatas no solo ahorrarás aceite, sino también tiempo y con un aporte mínimo de calorías, solo 380 por ración.

Los 5 errores comunes que debes evitar

Una buena receta tortilla de patatas es un plato que no falla en ninguna reunión, ya sea familiar o de amigos. Sin embargo, la tortilla de patatas al microondas puede ser una auténtica delicia o un completo desastre si cometemos alguno de los errores más típicos. Para que no sea el caso, te mostramos cómo evitarlos para conseguir una tortilla perfecta. Estos son los errores habituales y sus soluciones más factibles.

1. Utilizar productos de baja calidad

Como en cualquier elaboración, la calidad del producto es muy importante. Por ello, solo deberías utilizar aceite de oliva virgen extra, huevos grandes de gallinas criadas en libertad o ecológicos y patatas de secano o kennebec, pues son las que menos agua sueltan al freírlas. Estas son tres buenas condiciones para conseguir una tortilla insuperable.

2. Proporción incorrecta de patata, huevo y…, ¿cebolla?

En todas las recetas debemos seguir unas proporciones, y en la tortilla de patatas al microondas no iba a ser menos. Las medidas que debes utilizar son: un kilo de patatas peladas por cada ocho huevos ya que, una vez fritas, se quedarán en unos 650 gramos.

No hay nada de malo en añadir cebolla a las patatas si así lo deseas, así que para esta cantidad de patata y huevo pondremos una cebolla mediana, o media si es muy grande. Lo ideal sería que uses una cebolleta fresca, un truco para que se cueza antes y al mismo tiempo que las patatas.

3. Freírlas con aceite caliente

Otro de los grandes errores que se suelen cometer en la elaboración de la receta tortilla de patatas es poner la mezcla de patata y cebolla en la sartén con aceite caliente. Al contrario, debemos añadirlas con el aceite en frío y esperar a que empiece a calentarse. Cuando veas que las patatas se doran, es el momento de bajar el fuego hasta que estén en su punto. Este paso lo haremos en el microondas, así que nos quedarán perfectas si sigues las pautas de la receta que te hemos mostrado más arriba.

4. Demasiado cruda o muy hecha

La textura interior de la tortilla es todo un mundo aparte. Hay partidarios y detractores del huevo casi líquido, pero cuajarla en exceso podría ser un error mayor, pues nos llevará a una tortilla muy dura. No obstante, dejarla a medio cocer tampoco es acertado. El término medio es el que gusta a todo el mundo, es decir, con el interior cremoso.

Para conseguir el punto perfecto, cuando las patatas están fritas hay que echarlas en un bol con los huevos batidos. Como la mezcla estará tibia, el huevo se cuajará un poco creando una cierta densidad. De este modo, después de unos minutos solo tendremos que sellar un minuto por cada lado y nos quedará una tortilla bien jugosa.

5. Que se rompa o se nos caiga

El último paso es en el que se suele echar por tierra todo el trabajo. Y es que cuando hemos conseguido la tortilla perfecta, tanto de cocción como de sabor, al ir a darle la vuelta corremos el riesgo de que se rompa, se nos caiga o se quede pegada a la sartén.

Para evitarlo, basta con mojar un poco el plato sobre el que la vamos a girar, así resbalará y será mucho más fácil darle la vuelta a nuestra tortilla de patatas al microondas. Es un truco que funcionará a las mil maravillas, y recuerda ejecutar la operación de dar la vuelta sobre el fregadero, así si se nos cae un poco no nos mancharemos ni quemaremos. Por último, asegúrate de que la sartén sea antiadherente. ¡Qué aproveche!

También te puede interesar...