El consumo de aguacate se ha ido popularizando en España, no solo debido a su rico sabor y a que se puede consumir con una gran variedad de platos, sino también gracias a sus increíbles propiedades para la salud, pero también para el cabello y la piel. Este exquisito fruto es el ingrediente estrella de recetas mundialmente conocidas como el guacamole.

Sin embargo, el aguacate es un alimento que tiene un proceso de descomposición acelerado una vez madura, especialmente cuando este ya ha sido cortado y su pulpa ha quedado expuesta. Por este motivo, en el siguiente artículo, te explicamos cómo conservar aguacate de forma correcta. Descubre, a continuación, las formas más efectivas de conservar este delicioso fruto para poder disfrutar de sus beneficios durante mucho tiempo.

Cuando quieras conservar un aguacate, debes tener en cuenta si la fruta está completa, si está cortada, pelada, picada y si aún conserva su semilla o no. Además, también debes tomar en consideración el estado de madurez del mismo; así podrás saber qué método es más efectivo para conservar el aguacate.

Cómo conservar un aguacate que ya está maduro

Lo primero que debes hacer es buscar una bolsa de plástico y, a continuación, introducir el aguacate entero dentro. Asegúrate de sacar todo el aire de la bolsa y de sellarla bien al terminar. Posteriormente, tendrás que enfriar el aguacate para ralentizar su proceso de madurez. Ten presente que lo ideal es colocarlo en la parte más baja del frigorífico; si intentas conservar un aguacate maduro a temperatura ambiente, este se descompondrá más rápido.

Este método ayudará a que la fruta se descomponga lentamente, pero no dejes que pase ahí más de cuatro días. Es recomendable revisarlo diariamente para saber en qué estado se encuentra. Si notas que se está poniendo muy blando, lo mejor será que te lo comas ese mismo día.

Cómo conservar el aguacate una vez abierto

Toma cada parte del aguacate cortado después de retirar el hueso o semilla y, con un pincel o brocha, aplica una capa de jugo de limón sobre la pulpa. Esto ayudará a prevenir el proceso de oxidación del aguacate. A continuación, toma las partes cortadas del aguacate y envuélvelas con el rollo de plástico de cocina para envolver alimentos (film transparente).

Para aumentar aun más el tiempo de preservación, deja el aguacate en la nevera. Si lo dejas fuera del frigorífico, la fruta se descompondrá aún más rápido. Finalmente, te recomendamos que revises cada parte del aguacate diariamente, sin quitarles el plástico, para asegurarte de que la fruta sigue en buen estado.

Cómo congelar un aguacate

Congelar un aguacate, especialmente si está maduro, es una de la formas más efectivas de conservarlo durante mucho tiempo. A continuación, te indicamos un paso a paso de cómo hacerlo de forma correcta:

  1. Lo primero que debes hacer es cortar la fruta por la mitad. Luego, retira el hueso del aguacate.

  2. A continuación, pela el aguacate y ayúdate de una cuchara para retirar toda la pulpa de dentro.

  3. Vierte la pulpa en una licuadora y lícuala hasta que quede totalmente hecha puré. Mientras realizas el proceso, añade una cucharada de zumo de limón para disminuir la oxidación de la fruta; licuar el aguacate es esencial para que no pierda su sabor y su textura después de congelarse.

  4. El siguiente paso será colocar en un recipiente que tenga tapa hermética el puré de aguacate. Procede a sellar bien el recipiente.

  5. Como paso final, tendrás que llevar el recipiente con el aguacate hecho puré al congelador. Este método es perfecto si quieres que la fruta se conserve en perfecto estado durante cuatro o cinco meses sin perder sus propiedades.

Cómo conservar el guacamole

La razón principal por la que el guacamole debe conservarse correctamente es por la diversidad de ingredientes; de lo contrario, la descomposición de la fruta sería muy acelerada, pues cada ingrediente tiene procesos de oxidación distintos. Estos son los ingredientes usados para la preparación del guacamole:

  • 1 aguacate
  • Medio limón
  • Una cebolla
  • 2 chiles o pimientos
  • 4 dientes de ajo
  • Cilantro al gusto
  • Sal
  • 1 tomate

Si te preguntas cómo conservar guacamole, debes seguir los pasos que te proponemos a continuación:

  1. Una vez tengas preparado el guacamole, debes buscar un recipiente y verterlo allí. Asegúrate de que el recipiente sea hermético.

  2. Si el envase no tiene tapa, siempre puedes sellarlo con film transparente. Es necesario que presiones el plástico contra el guacamole para minimizar la cantidad de oxigeno dentro del envase.

  3. Como paso final, llévalo al congelador y... ¡Ya está!

Si ves que el guacamole o los aguacates empiezan a oscurecer, lo más recomendable será que no los ingieras, pues se pueden estar oxidando.

Los beneficios del aguacate que deberías conocer

Si no lo consumes porque consideras que proporciona demasiadas calorías a tu organismo quizá estas razones te hagan cambiar de opinión. La grasa del aguacate es buena, además tiene múltiples beneficios que te enumeramos a continuación.

  1. Es una gran fuente de energía y de nutrientes: contiene vitaminas K, C, B5, B6 y E, potasio y ácido fólico.

  2. Tiene más potasio que los plátanos: el potasio te ayuda a reducir la presión arterial.

  3. Es bueno para el corazón: es bajo en colesterol LDL (el malo) y triglicéridos y ayuda a aumentar los niveles de colesterol HDL (el bueno).

  4. Es rico en fibra que te ayudará no solo a perder peso sino a reducir el azúcar en sangre y el riesgo de muchas enfermedades.

  5. Un estudio demostró que la gente que consumía aguacates habitualmente gozaba de mejor salud que quienes no lo hacían.

  6. Esta fruta facilita la absorción de otros nutrientes de las plantas. Si incorporas aguacate a tu ensalada, facilitarás a tu organismo la absorción de los antioxidantes de otras verduras que pongas en ella.

  7. Es bueno para tus ojos porque es rica en luteína y zeaxantina, dos compuestos importantes para la salud ocular.

  8. El extracto de aguacate puede inhibir el crecimiento de las células cancerígenas de la próstata.

  9. El extracto de aguacate puede reducir los síntomas de la artritis en los huesos.

  10. Al contrario de lo que puedas pensar en un principio, su alto contenido en fibra y su baja proporción de carbohidratos hacen que sea un alimento excelente para perder peso. Además, es muy saciante, por lo que hará que tardes en tener hambre después de tomarlo.

También te puede interesar...