Región

'Las Capas Pardas' vuelve a sobrecoger con su austeridad en medianoche

31 marzo, 2018 01:16

En la medianoche de este Miércoles Santo está desfilando por las calles de Zamora uno de los grandes y emotivos momentos de su Semana Santa, con la procesión de la Hermandad de Penitencia, popularmente conocida como 'Las Capas Pardas', debido a la indumentaria de los hermanos, que van ataviados a la manera de Aliste, con la tradicional capa de chiva o "de honras".

Se trata de una procesión de estética única, máximo exponente de la sobriedad y austeridad de la Pasión zamorana, y el mismo Cristo del Amparo que portan los hermanos lleva por único complemento un manojo de cardos a sus pies.

El toque de campana ha anunciado la salida de la iglesia de San Claudio de Olivares. El desfile, donde los hermanos caminan con la cara semicubierta dispuestos en cruz, recorre la parte más antigua de los extramuros de la capital zamorana, Plaza de San Claudio, calle Cabildo, Avda. de Vigo, Cuesta y calle de Pizarro, Rúa de los Francos, plaza y arco de San Ildefonso, plaza Fray diego de Deza, donde se rezará el Vía Crucis al paso de la procesión, que no se detiene.

La estética rural de la procesión suma como particularidad el sonido característico de sus tradicionales matracas y el bombardino, que marca el discurrir de la comitiva, que prosigue por plaza de Arias Gonzalo, Obispo Manso, puerta del Obispo -donde tiene lugar una de las estampas más bellas-, arco del Obispo, Avda. de Vigo, Rodrigo Arias, plaza de San Claudio donde se entonará el Miserere Castellano para retornar a su templo de salida.