Cultura La red de centros culturales dependientes de la Junta ha desarrollado 2.181 actividades durante el pasado año, de las cuales 538 se reprogramaron en otras fechas al verse afectadas por la pandemia sanitaria y otras 76 se van a ir celebrando en este año para apoyar la continuidad de la actividad cultural en la Comunidad.

Se recuperan 614 actividades culturales aplazadas por la pandemia

20 febrero, 2021 15:48

La red de centros culturales dependientes de la Junta ha desarrollado 2.181 actividades durante el pasado año, de las cuales 538 se reprogramaron en otras fechas al verse afectadas por la pandemia sanitaria y otras 76 se van a ir celebrando en este año para apoyar la continuidad de la actividad cultural en la Comunidad.

La Consejería de Cultura y Turismo ha adaptado y rediseñado toda la actividad, tanto de sus programas culturales como la programada en sus centros culturales: archivos, bibliotecas, museos provinciales y regionales, así como las programaciones de la Red de Teatros y Circuitos Escénicos, o de la Filmoteca y la Orquesta Sinfónica de Castilla y León.

El objetivo ha sido que la actividad continúe llegando a los ciudadanos por cualquier medio online, no presencial posible y, con ello, que la actividad de las industrias culturales de la Comunidad se vea lo menos afectada que las circunstancias de crisis sanitaria global permitan.

Por ello, del total de las 2.181 actividades que se han desarrollado durante el pasado año en los distintos centros que gestiona la Junta de Castilla y León, 538 de ellas se vieron afectadas por la pandemia sanitaria y fueron programadas nuevamente. Además, 169 de estas actividades se han reprogramado contando con las entidades locales.

Los formatos online han permitido en gran medida que se haya podido continuar y rediseñar la actividad cultural, en estos momentos en los que, además, las posibilidades que brindan las nuevas tecnologías han venido para quedarse. En este sentido, 76 actividades de las que debieron realizarse en 2020 se han celebrado o lo harán durante este año, con el objetivo de no dejar, en la medida de lo posible, ninguna actividad cultural sin desarrollarse en la Comunidad.

La evolución de esta situación de pandemia y las distintas oleadas que se están sufriendo hacen necesario tomar distintas medidas para salvaguardar la salud y el mínimo riesgo de contagio, por lo que la Consejería se ha visto obligada a tomar medidas de suspensión temporal de la actividad cultural presencial.

Mientras esta situación de crisis sanitaria se mantenga, con el deseo de que sea lo más corta posible, la Consejería viene ya diseñando y ofreciendo gran parte de su actividad cultural online y, en concreto, en este mes de febrero, con el cierre presencial en sus centros, los formatos telemáticos y audiovisuales de todo tipo están cubriendo en gran medida el acceso de los ciudadanos a la cultura y salvaguardando lo más posible la actividad de las industrias culturales y creativas de Castilla y León.