Siria

Mueren cinco militares rusos tras ser derribado su helicóptero al norte de Siria

El incidente se ha producido en la provincia noroccidental siria de Idleb, próxima a la ciudad de Alepo.

Restos del helicóptero militar ruso derribado.

Restos del helicóptero militar ruso derribado. Reuters

  1. Siria
  2. Accidentes militares
  3. Rusia

Un helicóptero militar ruso Mi-8, que transportaba ayuda humanitaria a Alepo, ha sido derribado durante la mañana de este lunes en la provincia siria de Idleb, controlada por la facción rebelde al Gobierno de Bashar al Asad. Los cinco tripulantes de la aeronave han muerto, dos de ellos eran miembros del Centro Ruso para la Reconciliación en Siria y que, según ha matizado el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov, "han fallecido heroicamente al tratar de desviar el aparato para minimizar las víctimas en tierra".

Este suceso ha sido difundido por el Ministerio de Defensa ruso que aducía que el helicóptero fue derribado cuando "regresaba a la base militar de Hmeymim tras llevar ayuda humanitaria a Alepo".

Ya en la provincia de Idleb, ubicada en el noroeste del país árabe y a pocos kilómetros de Alepo, tuvo lugar el viernes pasado un bombardeo a un hospital materno-infantil respaldado por la ONG 'Save The Children' en el que murieron dos personas e hirieron a varios bebés. Esta región está en manos del Frente de la Conquista del Levante, el antiguo Frente al Nusra, y de otras facciones aliadas como el Movimiento Islámico de los Libres de Sham.

El jueves pasado, el Gobierno de Rusia, que apoya a Bashar al Asad, anunció el inicio de una operación humanitaria 'de envergadura' en colaboración con efectivos sirios en Alepo que implica el uso de las fuerzas armadas rusas para la apertura de cuatro corredores seguros que permitirán a la población y a los guerrilleros de la oposición moderada abandonar la urbe.