LA NUEVA LEGISLATURA

Guía práctica para entender el laberinto electoral

¿A quién beneficia una gran coalición? ¿Y un gobierno en minoría? ¿Seguirá siendo presidente Mariano Rajoy? Los grandes partidos redefinen su estrategia de cara a la formación de Gobierno.

El Congreso de los Diputados, donde a partir del 19 de julio se buscará una salida.

El Congreso de los Diputados, donde a partir del 19 de julio se buscará una salida.

Cinco días después del 26J, los grandes partidos se rearman por dentro para valorar qué postura tomar en la próxima investidura de Gobierno. Solo Mariano Rajoy (137 escaños) está en disposición de aceptar un encargo del Rey, ya que Pedro Sánchez (85 diputados) y Albert Rivera (32 escaños) disponen ahora de un respaldo mucho menor que en el 20D. Hasta que se constituyan las Cortes el 19 de julio, los líderes redirigen sus estrategias para valorar qué formación de Gobierno aceptan para quemarse lo menos posible ante sus electores.

EL ESPAÑOL hace un breve repaso de qué ganan y qué pierden los partidos en las cuatro únicas opciones que manejan los partidos: una gran coalición donde haya un Ejecutivo de PP y PSOE; un Gobierno de Mariano Rajoy con Ciudadanos; un Ejecutivo en minoría con pactos de legislatura y una investidura en solitario con pactos puntuales. 

El líder del PP, Mariano Rajoy.

El líder del PP, Mariano Rajoy.

PARTIDO POPULAR

1) GRAN COALICIÓN (PP + PSOE)

Ventajas. Es el escenario idílico para Mariano Rajoy. El presidente del Gobierno en funciones quiere formar un Gobierno duradero y, para conseguirlo, brindará al secretario general del PSOE entrar a formar parte de su equipo repartiendo las carteras entre los dos partidos.

Inconvenientes. El PSOE podría bloquear muchas expectativas legislativas del PP siendo su socio de Gobierno y el PP terminaría dando marcha atrás a gran parte de su legado.

2) GOBIERNO DE PP CON C´S

Ventajas. El centroderecha se reforzaría y Mariano Rajoy podría continuar aplicando gran parte de las medidas que ya ha ejecutado durante su primera legislatura.

Inconvenientes. Albert Rivera podría convertirse en una alternativa real a Mariano Rajoy y presentarse ante la sociedad como un líder limpio, sin pasado, y capaz de asumir el liderazgo cuestionado del actual presidente del Gobierno en funciones.

3) GOBIERNO EN MINORÍA CON PACTOS DE LEGISLATURA

Ventajas: Mariano Rajoy cumpliría su deseo de revalidar su cargo como presidente del Gobierno en funciones y podría mostrarse ante la sociedad como un líder con sentido de Estado, capaz de llegar a acuerdos con sus contrincantes políticos.

Inconvenientes. El PP tendría que renunciar a leyes que llevan su sello, como la ley mordaza; y adoptar medidas hasta ahora impensables en el seno del partido conservador, como reformar la Constitución o la ley de la reforma electoral.

4) INVESTIDURA EN SOLITARIO CON PACTOS PUNTUALES

Ventajas. Evita ceder al chantaje de sus rivales y se vende como el líder que ganó las elecciones y salva a España de la ingobernabilidad en la que está inmersa desde noviembre.

Inconvenientes. Los 137 escaños que tiene a su favor son insuficientes para salvar la legislatura. Los demás partidos políticos utilizarán su posición en la oposición para quemar su figura y más temprano que tarde tendría que convocar nuevas elecciones.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez.

PSOE

1) Gran coalición (PP + PSOE)

Ventajas. Estabilidad para el país y supervivencia política de Pedro Sánchez, que ocuparía una vicepresidencia de peso. Si el PSOE sacase rédito a la coalición y capitalizase sus éxitos desde ministerios relevantes, Sánchez podría salir reforzado ante un Rajoy agotado.

Inconvenientes. El más importante, la asimilación del PSOE al PP, convirtiendo a Podemos, gran perdedor de las elecciones, en líder de la oposición de facto. El mayor riesgo es acabar siendo la muleta de un PP y que los socialistas pierdan todo valor como alternativa.

2) Gobierno del PP con C´s

Ventajas. El PSOE sería el jefe de la oposición y, con una buena estrategia, podría crecer como alternativa seria, fiable y de Gobierno ante el bloque de derechas. Podría recuperar electorado moderado y cerrar las heridas en la oposición hasta las próximas elecciones.

Inconvenientes. Luchar con Podemos por ver quién hace mejor oposición. El PSOE podría seguir siendo necesario para grandes acuerdos y algunas leyes, por lo que no estaría fuera de todas las fórmulas.

3) Gobierno en minoría con pactos de legislatura

Ventajas. Poder exhibir ambos perfiles: una oposición dura y la responsabilidad de un partido de Gobierno. Si el pacto de legislatura con el PSOE es de mínimos, los socialistas tendrán mucho poder de influencia sobre el Gobierno como socio prioritario.

Inconvenientes. Que un pacto con el PSOE sea visto como una gran coalición encubierta y que Podemos acabe siendo, sí o sí, el jefe de la oposición. Pactar con el PP puede ser muy tóxico para las ansias de recuperación y fortalecimiento del perfil de alternativa del PSOE.

4) Investidura en solitario y acuerdos puntuales

Ventajas. Utilizar la fragilidad de Gobierno para consolidarse como alternativa. Capitalizar las ansias de cambio siendo el partido principal en acuerdos parlamentarios con Podemos y Ciudadanos, que serían fáciles con un frágil enemigo común.

Inconvenientes. Que una oposición coral y dura victimice al Gobierno del PP y que el PSOE no pueda rentabilizar la fragilidad del Ejecutivo en minoría. La astucia negociadora de Rajoy podría llevar al PSOE a tener que apoyarle en asuntos de Estado que minaría el fortalecimiento de los socialistas.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.

PODEMOS

1) Gran coalición (PP + PSOE)

Ventajas. Casi todas. Es la opción que más desea Podemos. Si el PSOE apoya al PP, desde el partido morado aprovecharán para atacar a los socialistas como "muleta de Rajoy" para hacerse con su electorado.

Inconvenientes. Pasar a la irrelevancia. El peligro de la gran coalición es que, si funciona, Podemos pueda queda relegado como un actor secundario, sin fuerza ni poder en la toma de decisiones. 

2) Gobierno del PP con C´s

Ventajas. Hacerse con el voto indignado. Si los de Albert Rivera apoyasen un Gobierno del PP o incluso entrasen en el mismo, Podemos aprovecharía para reclamar el apoyo de ese electorado que está harto del bipartidismo y que ahora se reparte entre las dos formaciones emergentes. 

Inconvenientes. Ser los cuartos en importancia. Pablo Iglesias y los suyos verían un gobierno de "las dos derechas" cuya principal alternativa sería el PSOE. Podemos podría quedar descolgado, perder relevancia frente a los otros tres grandes partidos.

3) Gobierno en minoría con pactos de legislatura

Ventajas. Podemos utilizaría ese contexto para señalar a PP, PSOE y C's como "partidos del sistema" y se presentaría como única garantía de "cambio". En suma, podría robustecer su posición de ser la "nueva política".

Inconvenientes. Quedar fuera del tablero. Los otros tres partidos, PP, C's y PSOE, podrían dejar a Podemos al margen de las grandes decisiones, situando a Iglesias como una opción que no piensa en la estabilidad ni cuenta para lograrla.

4) Investidura en solitario y acuerdos puntuales

Ventajas. Habría otras elecciones antes. Si Rajoy gobierna en minoría, sufrirá un enorme desgaste y es posible que los siguientes comicios a nivel nacional tengan que adelantarse. Esa legislatura corta sería perfecta para Podemos.

Inconvenientes. Una suma de los inconvenientes antes mencionados. Podemos quedaría al margen de las principales decisiones, sería el cuarto partido en importancia y el PSOE podría reforzarse como oposición en detrimento del partido morado.

El presidente de C´s, Albert Rivera.

El presidente de C´s, Albert Rivera.

CIUDADANOS

1) Gran coalición (PP + PSOE)

Ventajas. Contribuir a la estabilidad desde la regeneración. Una gran coalición entre los dos grandes partidos permitiría a Ciudadanos monopolizar el espacio de regeneración democrática frente al bipartidismo tradicional. Al mismo tiempo, podría negociar iniciativas propias con relativa facilidad a la suma de fuerzas constitucionalistas. Cualquier ley apoyada por PP, PSOE y C's tendría el respaldo de 254 escaños, casi tres cuartas partes de la Cámara.

Incovenientes. La irrelevancia. Una gran coalición sumiría al partido de Albert Rivera en una cierta irrelevancia, puesto que sus votos no serían necesarios. Además, lo lógico es que PP y PSOE acordasen previamente un programa de gobierno, en el que Ciudadanos no podría introducir las medidas de su programa.

2) Gobierno del PP con C´s

Ventajas. Reformas desde el poder. La entrada de Ciudadanos en un gobierno sería una oportunidad para liderar la serie de reformas políticas y económicas que viene defendiendo Rivera desde el centro. Si Ciudadanos consiguiera reformas como la ley electoral, administración y Consejo General del Poder Judicial, entre otras, sería una manera de probar la viabilidad de sus propuestas y consolidar su espacio político como alternativa de gobierno en España.

Inconvenientes. El precio de la hemeroteca, evaluación continúa y el factor Clegg. No es lo mismo un gobierno de coalición con Mariano Rajoy que con otro presidente. Ciudadanos ha insistido en que sólo entraría a un gobierno con caras nuevas y sin Rajoy. Si el actual candidato del PP se mantuviera en la fórmula, a Rivera le caería toda la hemeroteca encima. Tendría que ser muy hábil para justificarlo. Con otro presidente, Ciudadanos cumpliría uno de sus grandes objetivos de campaña: desvincular la presidencia de la corrupción, que en su opinión convierte a Rajoy en rehén de Bárcenas o Rita Barberá.

Pero además, Ciudadanos debería hacer una evaluación continúa de su presencia en el gobierno, ya que cualquier nuevo caso de corrupción, por ejemplo, podría afectarle. Otro factor que debe valorar Ciudadanos es su peso en el gobierno. Y ahí tiene el ejemplo de los liberales de Nick Clegg en el Reino Unido. En la primera legislatura de David Cameron, los conservadores consiguieron arrogarse el éxito de la recuperación económica, condenando a Clegg a la irrelevancia electoral en las siguientes elecciones.

3) Gobierno en minoría con pactos de legislatura

Ventajas. Independencia para influir. Esta opción es quizá la más ventajosa desde el punto de vista estratégico, porque, asumiendo que Rajoy mantendría la presidencia, permitirá a Ciudadanos hacer oposición constructiva. Por un lado, exigiendo regeneración y, por otro, negociando decisivamente enmiendas a cada ley. Ciudadanos conseguiría así mantener su discurso de fuerza emergente, que al mismo tiempo está comprometida con la gobernabilidad del país.

Inconvenientes. Perder visibilidad. El éxito tiene pocos padres y el fracaso, demasiados. Un pacto de legislatura exige una serie de compromisos para cumplir un mandato de cuatro años. Ciudadanos debería ser implacable en el cumplimiento de esos acuerdos, porque si no correría el riesgo de hacerse invisible.

4) Investidura en solitario y acuerdos puntuales

Ventajas. Liderar las reformas. Una investidura de Rajoy en solitario, con una abstención cambio de nada, liberaría a Ciudadanos para centrarse en negociar acuerdos puntuales para la legislatura. Sería una forma de olvidarse por completo de los "sillones" y utilizar sus 32 diputados para conseguir las mejores leyes posibles.

Incovenientes. Legislatura corta e inestabilidad. Si Ciudadanos, PSOE y Podemos endurecen su discurso contra rajoy, los tres partidos se verían abocados casi a una competición por liderar la oposición. La Cámara se convertiría entonces en un espacio difícilmente gobernable. Más pronto que tarde el país se vería abocado a unas nuevas elecciones.