Delitos informáticos

Detenido un pirata por hackear los ordenadores de Hiba Abouk y otras actrices españolas

Entre las víctimas se encuentran personajes muy conocidos del mundo del espectáculo.

La Policía Nacional ha detenido este sábado en Córdoba a un pirata informático de 29 años acusado de colarse en los ordenadores y cuentas personales de varias conocidas actrices españolas. El arrestado utilizaba procedimientos de ingeniería social u exploits -softwares maliciosos que compraba a través de la red- para apropiarse de las claves personales e información confidencial de "conocidas profesionales del mundo del cine y la televisión". Tras la denuncia de una reputada artista nacional -cuyo nombre todavía no ha trascendido- los agentes siguieron la pista de la intrusión hasta un domicilio cercano a Córdoba. Ahora, los agentes se afanan por conocer el número real de afectadas, ya que el pirata informático suplantaba la identidad de sus víctimas para conseguir información confidencial también de sus contactos.

Según informa la propia Policía, la investigación arrrancó el pasado mes de noviembre, cuando "una conocida actriz española" denunció una suplantación de indentidad en sus cuentas al Grupo de Redes Sociales de la Oficina de Prensa y Relaciones Informativas. Fue esta misma actriz quien alertó a los agentes de que existieran "otras compañeras de profesión afectadas por estos mismos hechos".

La actriz madrileña Hiba Abouk es una de las víctimas.

La actriz madrileña Hiba Abouk es una de las víctimas.

Una de las afectadas cuyo nombre ha trascendido es el de la madrileña Hiba Abouk, conocida por sus papeles en series nacionales de éxito, caso de El Príncipe.

Las primeras pesquisas confirmaron que el hacker ahora detenido había conseguido las claves personales de la actriz afectada y, tras acceder a su ordenador, buscaba apoderarse de información confidencial "sobre personajes públicos muy conocidos del mundo del espectáculo". Sui principal método de hackeo era el uso de un programa malicioso, oculto en un correo electrónico que era enviado al personaje elegido como objetivo. El pirata se hacía pasar por un falso servicio técnico del dispositivo de la víctima, alertándole de que había realizado una compra que debía aceptar o cancelar. Así, garantizaba que su objetivo abriera el correo y pinchara en el enlace que activaba el programa malicioso.

Una maraña

Una vez conseguido el acceso a la red de contactos de las actrices, el detenido realizaba el mismo método con otros objetivos de su libreta de direcciones. Es por eso que los agentes esperan que el número de afectados pueda crecer de forma considerable. De hecho, al arrestado le constan dos detenciones anteriores por hechos similares, ocurridas en 2014 y 2015. En estas dos ocasiones, sus objetivo fueron otras personalidades del mundo de la moda. Tras sus dos detenciones anteriores, el hacker intentó blindarse frente a los investigadores con nuevas medidas de seguridad, lo que prolongó la investigación durante medio año.

En el registro de su vivienda se han localizado "suficientes indicios como para relacionar a este iondividuo con las actrices perjudicadas", explican desde la Policía Nacional.