CONGRESO

Compromís y su apuesta fallida de ‘confluir’ con Podemos

La coalición que lidera Mónica Oltra, molesta porque los diputados valencianos de Podemos optaran por irse al grupo de Pablo Iglesias.

Los cuatro diputados de Compromís registran grupo propio al margen de Podemos

Los cuatro diputados de Compromís registran grupo propio al margen de Podemos EFE

  1. Congreso de los Diputados
  2. Compromís
  3. Podemos
  4. Grupos parlamentarios
  5. Partidos políticos
  6. Política
  7. Coaliciones electorales

Decepción y engaño. Así se han manifestado algunas voces desde Compromís después de que la candidatura de confluencia con Podemos (que concurrió bajo el nombre Compromís-Podemos-Es el moment) se haya roto sin haber dado el paso final para el que decidieron unirse. Esto es, conformar un grupo parlamentario propio con ‘voz valenciana’. O al menos pedirlo todos juntos.

Casi en el último minuto, los cuatro diputados valencianos de la formación de Pablo Iglesias más una independiente decidieron sumarse al grupo confederal de Podemos y sus aliados en Cataluña y Galicia. Los cuatro de Compromís optaron por llegar al final y reclamar (sin ninguna expectativa) el pretendido grupo parlamentario propio, finalmente rechazado por la Mesa del Congreso.

La división ha molestado a una parte de la coalición que representa la vicepresidenta valenciana, Mónica Oltra. Hay quien habla abiertamente de “engaño” porque el protocolo firmado por ambas partes para registrar la coalición electoral del 20-D establece que, en el caso de que la Mesa del Congreso, en “una interpretación restrictiva del reglamento”, denegara el “derecho” a conformar el grupo “estos agotarán la vía legal”, que incluía un recurso ante el Constitucional. En caso de negativa final, los de Podemos tenían vía libre para integrarse en el subgrupo de Iglesias. 

El diputado Joan Baldoví no ha escondido su malestar por no haber llegado "hasta el final". “Cuando alguien firma, firma y tiene que ser consecuente con aquello que firma. Hemos sido fieles a lo que firmamos hace un par de meses (…) No es el día más feliz de mi vida”, decía tras registrar su petición de grupo. “Ni si quiera nos han dejado presentar la petición con los nueve diputados (…) Lo han vendido como que era posible –tener grupo propio- y a la hora de la verdad no se lo han creído”, han explicado otras voces de Compromís.

“Nunca sabremos si habríamos tenido opciones”

La pretensión última era forzar un pronunciamiento expreso de por qué no podían formar grupo y acudir así al Tribunal Constitucional. “Ahora nunca sabremos si habríamos tenido opciones”, dicen. Otros miembros de la coalición hablan solo de “diferencias de apreciación” al entender que la negativa de la Mesa era palpable y que la decisión de los de Podemos es entendible.

La ruptura fue tal que incluso desde el perfil de Twitter de Compromís se publicó el documento para solicitar el Grupo Parlamentario Valenciano con los nombres de nueve diputados de Es el Moment. Minutos después lo borrarían. Desde Compromís aseguran que los diputados valencianos de Podemos habían dicho que sí firmarían este documento pero después pusieron la condición de que, de no lograrlo, todos pasarían a estar bajo el paraguas del grupo de Iglesias. Un extremo que no fue aceptado.

Compromís -una coalición integrada por tres partidos y un grupo de independientes-, tuvo que afrontar un largo y espinoso camino hasta obtener el acuerdo para ‘confluir’ con Podemos. Oltra ha sido una firme defensora del acuerdo. No así desde el Bloc, el partido mayoritario de la coalición, que se negó desde el principio al pacto y que registró varias dimisiones cuando finalmente se formalizó. El 20-D la apuesta obtuvo el éxito de superar en votos a los socialistas valencianos (obtuvieron 671.071, el 25,09%), pero se quedaron lejos de lograr otro de sus propósitos, el de ser la primera fuerza valenciana más votada.

LAS ALTERNATIVAS TRAS LA RUPTURA

Desde Compromís aseguran que el Grupo Mixto “dará más visibilidad” a Compromís y su portavoz, Joan Baldoví, en cuanto a tiempos de intervención que el grupo confederado de Podemos y sus socios. Pero la decisión todavía no está tomada. Los cuatro diputados esperarán a la (previsible) negativa de la Mesa del Congreso a su petición de grupo propio para decidir si se integran en el Grupo Mixto, deciden sumarse a Podemos (“Seguimos esperando a Compromís”, dijo Íñigo Errejón) o hasta si ellos mismos se dividen.

De los cuatro diputados, dos de ellos –Joan Baldoví y Marta Solí- son del Bloc, el partido que fue reticente desde el principio a concurrir con Podemos el 20-D. Los otros dos –Enric Bataller e Ignasi Candela- de Iniciativa, el partido que lidera Mónica Oltra y firme defensor del pacto. Baldoví se mostró ayer reticente a esta nueva división. “Siempre pensamos que es mejor sumar”, dijo. No obstante, la decisión la tendrán que tomar los partidos. Desde Iniciativa se muestran más dispuestos a “estar todos juntos”, en referencia a los 9 diputados electos en la Comunidad Valenciana bajo Es el Moment. Esto significaría sumarse a Podemos. La decisión se tomará esta semana.

El secretario general de Podemos en la Comunidad Valenciana, Antonio Montiel, manifestó vía comunicado que "habrá un grupo valenciano" dentro del grupo confederal de Iglesias y los socios de Galicia y Cataluña. "Vamos a constituir una agrupación parlamentaria valenciana con autonomía y voz propia", dijo. Montiel defiende que esta salida cumple el objetivo de "tener una voz diferenciada y potente en Madrid" y, apuntó, "habrá unidad de acción con Compromís".