Champions League

Los hinchas del PSV también la liaron tras la derrota: seis detenidos en Sol

Después del lamentable espectáculo matinal humillando a varias gitana en la Plaza Mayor, por la noche agredieron a varios viandantes y causaron daños y desórdenes.

Imagen de las gitanas peleando por unas monedas.

Imagen de las gitanas peleando por unas monedas.

  1. Champions League
  2. PSV Eindhoven
  3. Aficiones deportivas
  4. Atlético de Madrid
  5. Madrid
  6. Violencia
  7. Detenciones
  8. Sucesos y Acontecimientos
  9. Violencia deportiva

La hinchada del PSV Eindhoven no tuvo bastante con su penosa actuación matinal en la Plaza Mayory por la noche la volvió a liar en la Puerta del Sol. La Policía detuvo allí a seis seguidores holandeses que, tras el encuentro ante el Atlético de Madrid, que los de Simeones ganaron 8-7 en la tanda de penaltis, causaron desórdenes públicos, daños en vehículos y agredieron a varios ciudadanos.

Las detenciones se practicaron después de que, sobre las 23.30 horas, un grupo de seguidores del equipo holandés salieran de los bares del centro de la capital, en los que habían visto el partido al quedarse sin entradas unos 200 de ellos, y comenzaran a increpar a viandantes y a golpear vehículos a los que causaron diferentes daños, entre otros desórdenes públicos.

Ya antes del encuentro, algunos aficionados del equipo holandés habían protagonizado otro altercado con unas mujeres indigentes de origen rumano en la Plaza Mayor, a las que jalearon e insultaron mientras les lanzaban monedas.

La delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa, ha condenado en declaraciones a Efe estos incidentes y ha considerado "triste y patético" el espectáculo protagonizado por estos grupos de aficionados.

Sobre el incidente de la Plaza Mayor, la delegada ha lamentado especialmente el hecho de que el grupo de seguidores increparse y se burlase de "personas sin hogar". "Estas actitudes hacen un flaco favor al deporte en general y al fútbol en particular; son conductas indignas que merecen la reprobación de todos los que disfrutan del fútbol y del deporte, y en una sociedad que defiende el respeto a los derechos humanos y la integridad, y más si cabe, con personas de especial vulnerabilidad".