El Español
Deporte
|
Celta de Vigo

Celta 0 - 1 Sevilla: la afición y el buen juego no son suficientes

Un gol de Rafa Mir tras un rebote impide al Celta certificar su mejoría en un Balaídos en el que ambiente sigue lejos de su mejor versión
Aidoo, pese a cuajar un gran partido, no pudo evitar la derrota en su regreso al once
Aidoo, pese a cuajar un gran partido, no pudo evitar la derrota en su regreso al once

Ni con varios factores a favor la suerte termina por sonreir al Celta este año. El equipo de Coudet recibía a un Sevilla sin sus centrales titulares en un Balaídos engalanado para el regreso del 100% de aforo. Sin embargo, igual que aún queda tiempo para ver a todo el público en las gradas del estadio, aún falta para poder ver la mejor versión de los vigueses.

Un solitario gol de Rafa Mir tras un rebote arrebataba de nuevo los tres puntos sin que el buen trabajo defensivo o la continua -pero insuficiente- mejoría en ataque sirvieran para nada mas que dejar buenas sensaciones.

Pese a ser la primera hora de la tarde de un domingo, el ambiente a orillas del Lagares era de día grande. Los 10.774 aficionados presentes registraban la mejor entrada de la temporada y se dejaban notar en las gradas y aledaños.

Justo antes del arranque del encuentro recibía un caluroso aplauso Alicia Barreiro, la abonada numero 1 del club y encargada de realizar el saque de honor.

Ya en lo deportivo, Coudet sorprendía con su alineación ante uno de los gallos de la categoría. La apuesta de Nolito y Denis en el once, este último junto a Fran Beltrán para cubrir la baja de Renato Tapia. Pero en la línea defensiva llamaba la atención con la entrada de un Joseph Aidoo que parecía caído en desgracia. Sin embargo, Néstor Araujo no se encontraba al 100% tras sus compromisos internacionales y el ghanés cuajó una gran actuación.

La primera parte fue una repetición de los encuentros anteriores, con el Celta combinando sin mayor peligro que el de la posesión. Entre ambos equipos, solamente Rakitic, Denis y Mina lograrían disparar entre los tres palos, teniendo el delantero vigués la mejor ocasión con Bono ya batido en la segunda parte.

Pero diez minutos despues del descanso y cuando más cerca parecía el tanto local llegaría una fatalidas que parece ocurrir jornada tras jornada. Una conducción de Suso por la frontal del área derivó en un rebote al corazón de la misma. Allí, Rafa Mir aprovechaba que Hugo Mallo validaba su posición desde el lateral y batía completamente solo a un Dituro que no tuvo trabajo.

Solamente un disparo de Nolito que se fue lamiendo el palo tras un gran pase de Javi Galán pudo alterar el marcador en la media hora restante, donde el Celta se volvió a mostrar plano y sin más recursos que los iniciales.

Fran Beltran volvio a rendir a un gran nivel

La salida de Fran Beltran del terreno de juego desorientó aún más a un equipo al que la entrada de Cervi y Galhardo no alteró nada. Los dos fichajes ofensivos de referencia de este verano continuan con mas dudas que certezas tras consumirse un cuarto de campeonato.

La situación empieza a complicarse más alla de lo deseable aunque eso no provoca el desanimo en la afición. Al término del encuentro, los jugadores recibieron un caluroso aplauso de la grada de animación. El sector de Siareiros regresó a Río Bajo 603 días después, aunque en esta ocasion en la zona más próxima a Gol. Ahora serán Getafe, Real Sociedad y Rayo las próximas citas para espantar los malos augurios.

¡Síguenos en Facebook!
Deporte