Hyundai

Tecnología

Tu próximo coche Hyundai se fijará en cómo conduces y te imitará

Noticias relacionadas

Aún faltan años para que los coches autónomos conquisten las carreteras; los fabricantes tienen muchos obstáculos que saltar, tanto legales como técnicos.

Uno de los problemas a los que se están enfrentando afecta a la experiencia, y concretamente en cómo el coche autónomo se conduce a si mismo. Sin volante ni pedales, los pasajeros se pueden sentir incómodos, y no comprender muy bien las acciones de la Inteligencia Artificial.

Aunque estos sistemas siempre tomen la mejor decisión dadas las circunstancias, la manera en la que conducen no es natural; eso puede echar para atrás a mucha gente.

Lo nuevo de Hyundai aprende de cómo conduces

Ahora Hyundai ha presentado un proyecto que puede eliminar esa sensación, haciendo que el coche imite la manera en la que conducimos. El fabricante coreano lo considera el primer sistema de control de crucero inteligente basado en aprendizaje automático; aunque no es el primer proyecto que busca imitar la manera en la que conducimos.

El sistema de Hyundai integra una Inteligencia Artificial en el sistema de asistencia a la conducción (ADAS) de sus modelos modernos. Esta IA es capaz de aprender usando aprendizaje automático (machine learning) para incorporar funciones semi-autónomas a coches actuales.

Afecta principalmente al control de crucero (o control de velocidad), esa funcionalidad que nos permite dejar que el coche mantenga la velocidad y la distancia prudencial con el coche de delante; ideal para viajes largos por la autopista.

Con el control de crucero inteligente de Hyundai, el coche también aprenderá de la manera en la que conducimos, incluyendo nuestros hábitos. Cuando lo activemos, el coche ejecutará patrones idénticos a los del conductor.

Lo interesante es que esto permite activar el control sin necesidad de configurar nada; sólo con pulsar el botón el coche sabrá qué distancia nos gusta dejar con el coche de delante, y a qué velocidad solemos ir, por ejemplo.

Hyundai

La personalización llega al extremo de acelerar y frenar de la misma manera en la que lo haríamos en cada circunstancia. En concreto, el sistema está dividido en tres partes: distancia con otros coches, aceleración, y velocidad de respuesta.

Aunque por el momento este sistema sólo afecta al control de crucero (y por lo tanto no es completamente autónomo), puede ser el primer paso para aceptar a los coches autónomos. Hyundai no ha anunciado qué modelos implementarán primero esta tecnología, pero parece muy avanzado y especialmente, no necesitará una aprobación legal especial al ser un control de crucero normal, pero más avanzado.