Alexa ha conseguido convertirse en uno de los asistentes personales más populares en España por varias razones, y una de ellas es la cantidad de posibilidades que ofrece con los propios productos de Amazon.

Noticias relacionadas

La integración del asistente con servicios y dispositivos de Amazon nos permite usar Alexa en el Fire TV, y constantemente recibe nuevas órdenes como la de comprobar el número de lotería con la voz.

Los timbres inteligentes de Ring, que recibieron un modelo más barato a principios de año, serán los próximos en recibir la integración completa con Alexa, abriendo la puerta, y nunca mejor dicho, a nuevas posibilidades.

Alexa en los timbres Ring

Las nuevas funciones, que ya están llegando a algunos usuarios en los EE. UU., convierten nuestro timbre inteligente en un portero, capaz de preguntar a las visitas qué es lo que quieren y darles la bienvenida.

Alexa Greetings es una función que permite recibir visitantes. Si alguien llama al timbre, la cámara no sólo se activará, sino que el altavoz integrado preguntará a la persona cómo puede ayudarle. Alexa será capaz de reconocer la respuesta y ofrecer varias opciones dependiendo de la visita.

Por ejemplo, si es alguien conocido que quería vernos, Alexa le puede pedir que deje un mensaje de voz, que luego se reproducirá cuando volvamos a casa. En cambio, si ha llegado un paquete, puede indicar al repartidor que lo deje en la puerta o dar otras instrucciones si no estamos en casa.

Registrando visitas

Una función parecida es "Quick Replies", o respuestas rápidas; la diferencia es que aquí Alexa no intenta hablar con el visitante, sino que reproduce un mensaje pregrabado que hemos configurado. Por ejemplo, si estamos ocupados y no queremos recibir visitas, o indicar a un amigo que estamos bien.

Hay hasta seis frases disponibles, que indican al visitante que no puedes abrir la puerta en ese momento, o dónde puede dejar el paquete. Igualmente, los visitantes también pueden dejar un mensaje de la misma manera.

La seguridad de los timbres Ring se verá mejorada con un nuevo aviso que se reproducirá automáticamente si el dispositivo detecta movimiento. En ese caso, reproducirá un mensaje que avisa a la persona de que está siendo monitorizada y grabada; eso puede ayudar a dejar claro que la casa está protegida y que no merece la pena ni intentar entrar.

La llegada de estas funciones a España aún no ha sido confirmada; además, muchas requieren ser suscriptor de los planes de protección de Ring, cuyos precios empiezan a partir de los 3 euros al mes y añaden un historial de vídeos y la posibilidad de capturar imágenes de manera remota.

También te puede interesar...