Ya han pasado muchos años desde que Apple revolucionó el sector del sonido portátil con los AirPods, unos auriculares inalámbricos de tipo "True Wireless". Como prueba, están las incontables copias lanzadas por todo tipo de fabricantes, algunas más descaradas que otras.

Noticias relacionadas

Desde entonces, todos los auriculares True Wireless que han llegado al mercado han tenido que ser comparados con los AirPods. Apple lo volvió a hacer con los AirPods Pro, obligando a los fabricantes a invertir en tecnologías de cancelación de ruido para estar a la altura.

El mercado actual refleja esto muy bien, con alternativas muy buenas a los AirPods por menos dinero. Pero eso significa que los originales pueden haber perdido el atractivo.

Crisis en los AirPods

Según han revelado fuentes internas a Nikkei Asia, Apple no ha tenido más remedio que reducir la producción planeada de AirPods para este año, después de que las previsiones de ventas hayan empeorado considerablemente.

En concreto, la producción de AirPods caería entre un 25% y un 30%, con el objetivo de no generar demasiado stock y quedarse con los almacenes llenos de auriculares. Es un impacto importante para uno de los productos más populares de Apple; de hecho, en enero del año pasado el CEO de Apple, Tim Cook, tuvo que admitir problemas para responder a la creciente demanda de los AirPods y los Apple Watch. Apple simplemente no pudo fabricar suficientes unidades para todo el mundo.

AirPods Pro

Ojo, eso no significa que los AirPods ya no se vendan, o que se vayan a pudrir en las tiendas, ni mucho menos. Apple planea fabricar entre 75 y 85 millones de unidades sólo en el 2021, así que seguirán siendo los auriculares más populares. Es sólo que la previsión de ventas era exageradamente elevada, de 110 millones de unidades, y Apple cree que no va a poder cumplirla.

Es preocupante en el sentido de que Apple prepara nuevos AirPods para este año y por lo tanto, las ventas deberían subir. Los AirPods 3, en concreto, adoptarán el mismo diseño que los AirPods Pro pero sin cancelación de ruido; además, ya hay copias chinas de los AirPods 3, lo que no ayudará a las ventas.

Ahora hay competencia

El motivo detrás de esta caída en la previsión de ventas está en la competencia. No es que de repente los compradores hayan dejado de buscar auriculares inalámbricos, es que hay más alternativas que nunca, y especialmente, al mismo nivel o incluso superior.

Las alternativas a los AirPods Pro, como los Freebuds Pro de Huawei son cada vez mejores Adrián Raya Omicrono

El precio es otro factor importante. Los AirPods Pro son muy buenos, pero por 279 euros, son caros en comparación con alternativas mucho más baratas. Y los AirPods siguen con un diseño que se ha quedado desfasado; algo que se solucionará con los AirPods 3, que sorprendentemente, no tendrían almohadillas para desesperación de muchos compradores.