Angel VR

Angel VR Kuantiko Studio

Omicrono

Quince días sin colegio ni universidad: así se podría dar clases en pleno coronavirus

La Comunidad de Madrid ha decidido cerrar todo tipo de formación durante al menos quince días por el coronavirus, ¿qué alternativa se podría aplicar?

9 marzo, 2020 20:55

Noticias relacionadas

La Comunidad de Madrid de Isabel Díaz Ayuso ha tomado una de las medidas más contundentes para tratar de frenar el contagio del coronavirus: el cierre durante al menos quince días de todos los centros educativos, siguiendo el ejemplo de Vitoria o Italia. en el caso de la capital esta medida va de guarderías a formación profesional pasando por colegios y universidades y supone tratar de frenar la propagación del virus por unos entornos calificados como de "transmisión alta".

El teletrabajo se ha posicionado como una de las mejores forma de combatir el coronavirus. Trabajar desde casa evita el contacto con compañeros y permite controlar la propagación del COVID-19 en una empresa concreta, así como evitar el trasiego de personas por transporte público y las ciudades -aunque de momento no se restringe el transporte público-.

Si trabajar desde casa es efectivo, también lo es la educación a distancia. De momento sólo se plantea un escenario de quince días sin clases. Sin embargo, si la situación va más allá, habría que plantearse la formación online obligatoria como opción para que los alumnos no pierdan el curso y cumplan con los objetivos académicos marcados. De hecho, el ánimo de la Comunidad no es que se pierdan quince días lectivos sino que El

gobierno regional "recomienda en todos los casos la continuidad de la formación

online".



La gran alternativa a las clases presenciales viene de la mano de la tecnología desde opciones sencillas como plataformas educativas en las que acceder a los temarios o vídeos de las clases de los profesores, hasta más avanzadas gracias a la realidad virtual. El objetivo es ser tan productivos como un aula real, pero ¿cómo se podría realizar? 

Realidad virtual 

La formación online clásica se lleva a cabo mediante portales donde el profesor cuelga contenidos (presentaciones, vídeos etc.) y los alumnos los descargan para estudiárselos. Con el avance de la tecnología y las conexiones a internet se comenzaron a realizar clases mediante videoconferencias donde hay una interacción a tiempo real del profesor con el alumno. Sin embargo, el próximo gran paso viene directamente de la mano del auge de la realidad virtual.  

VR Angel

VR Angel Kuantiko Studio

En el XIX Congreso Internacional Expoelearning se ha presentado VR Angel, un software de realidad virtual que tiene a la docencia como punto de partida y que ha sido desarrollado por la compañía española Kuantiko Studio.

La solución proporcionada ofrece al usuario una aplicación multiplataforma creada, según su página web, para "guiar y tutorizar usuarios a través de las experiencias en realidad virtual". Algo que se puede aplicar directamente a un entorno estudiantil a distancia con el profesor como tutor de la experiencia y los alumnos como observadores inmersos en el aprendizaje. 

VR Angel

VR Angel Kuantiko Studio

"Con los universos de realidad virtual aplicados en la docencia, además de experimentar con el contenido, conectamos con las emociones de las audiencias", ha declarado Carlos Ocaña, Head of Experience de Kuantiko Studio. "Esa conexión emocional es la que permite atraer y captar su atención" concluye.

VR Angel puede utilizarse en clases de primaria y secundaria de forma presencial, pero también es posible conectarnos de forma remota desde cualquier lugar del mundo donde tengamos conexión a internet y el casco VR.

Este sistema plantea algunas preguntas muy interesantes sobre si la educación está preparada para dar el salto definitivo a los medios online o todavía es estrictamente necesario acudir a una clase. Principalmente para los cursos más avanzados de formación profesional y universidad donde estar presencialmente delante de un profesor pasa a un segundo plano.

VR Angel

VR Angel Kuantiko Studio

Precisamente, pensando en la formación profesional, otra de las alternativas que podría aplicarse es la realidad mixta. Es decir, unos sistemas que combinan la realidad virtual con la realidad física. Actualmente las HoloLens de Microsoft han destacado en este aspecto ya que son muchas las empresas que han comenzado a utilizarlas para que sus empleados sean capaces de aprender funciones directamente con teleasistencia.

El problema de aplicar ya este sistema es que los alumnos necesitan equipos de alto precio y el software requiere un tiempo de preparación que no sería viable aplicar durante la crisis del COVID-19. En cualquier caso, abre la puerta a que centros de formación especializada comiencen a prepararse para implementar este tipo de tecnología más adelante.

De presencial a online

Otro caso concreto es el de IE University. Una de las universidades privadas más importantes de España fue pionera en ofrecer formación online durante este mismo mes después de registrar 3 casos confirmados de coronavirus. Como alternativa a las clases presenciales, los alumnos del campus de Segovia se forman 100% online desde el pasado miércoles 4 de marzo mientras que los alumnos del campus de Madrid se pueden formar de manera tanto online como presencial. Una forma de cortar de raíz la propagación de la enfermedad en un lugar tan concurrido como es un campus universitario.

IE University

IE University IE

Las herramientas que utiliza IE University permiten que el profesor sea el único que acuda al aula. Mediante un sistema de micrófonos y webcams los alumnos pueden seguir en tiempo real la clase del profesor. No deja de ser una aplicación videoconferencias apoyado en un software específico que permite al profesor mostrar recursos y contenidos. Además, según nos ha informado Carlos Garriga, CTO de IE University, "los profesores pueden dar la clase directamente desde sus casas accediendo al software".

Pasar de un modelo de enseñanza presencial a otro donde el soporte online sea la pieza clave es "técnicamente posible, mucho más de lo que algunos se imaginan", nos ha contado Albert Sangrà, catedrático de los Estudios de Psicología y Ciencias de la Educación de la UOC (Universitat Oberta de Catalunya). "La educación online es altamente efectiva si se hace muy bien y para ello es necesario un nivel de capacitación y experiencia notable", subraya Sangrà. De hecho, en España existen algunas instituciones universitarias como la UNED o al propia UOC con una oferta totalmente online y amplio reconocimiento.