La prisión de San Francisco Gotera es un modelo para la rehabilitación de los pandilleros de todo el país

La prisión de San Francisco Gotera es un modelo para la rehabilitación de los pandilleros de todo el país José Cabezas / Reuters

América Violencia

De lobos a corderos: los pandilleros del Salvador encuentran la fe entre rejas

Entramos en la cárcel que ha obrado el milagro de la reinserción de miles de potenciales criminales. 

La brutalidad de las 'maras' y la pobreza crónica han hecho de El Salvador uno de los países con el índice de criminalidad más alto del planeta, pero el crecimiento de la devoción por la iglesia evangélica en las cárceles está dando una oportunidad los pandilleros y gángsters para romper la espiral de violencia.

Una rehabilitación gracias a la fe que tiene como modelo la cárcel de San Francisco Gotero. Por los pasillos de este penal, se escucha la voz del pastor Manuel Rivera, el guía espiritual que ha obrado el milagro. "Solíamos decir que la mara era como nuestra familia, pero Dios nos ha quitado la venda de los ojos". Entramos en la cárcel de los pandilleros para conocer sus rostros y sus historias.