Las mujeres son mayoría en la población universitaria desde hace años, pero, como ocurre en otros sectores, no llegan a ocupar los cargos de influencia y dirección de estas instituciones.

Noticias relacionadas

De hecho, sólo ocupan un 22% de los puestos catedráticos universitarios y tan sólo un 27% de los cargos de liderazgo cuentan con presencia femenina, según informan Centros de Investigación de Cataluña (CERCA) y el Consejo Interuniversitario de Cataluña (CIC).

Ambas entidades han publicado estos datos con motivo del Día Internacional de la Mujer en Ciencia, que se celebra, para mostrar la falta de paridad en el ámbito científico, en el que la presencia de las mujeres es menor en las categorías superiores de las carreras profesionales.

Según los últimos datos de CERCA, que corresponden a 2019, en el conjunto de las actividades de investigación y desarrollo (I+D) el 40,5 % del personal empleado son mujeres.

Asimismo, mientras que en la etapa predoctoral representan el 55% de los profesionales, en áreas de liderazgo el porcentaje se reduce hasta llegar al 27% de presencia femenina.

"Los datos evidencian que el desequilibrio en la carrera científica se inicia justo después del doctorado", han explicado desde CERCA.

En cuanto a los proyectos de investigación con participación catalana y financiación del Consejo Europeo de Investigación, sólo un 19% son liderados por mujeres integradas en el sistema catalán. Este porcentaje es ligeramente inferior a la media europea, que se sitúa en el 23%.

En las universidades, las diferencias entre géneros están presentes tanto en el ámbito de la carrera profesional como en el de las ramas de conocimiento escogidas por el alumnado.

El 63,8% de los estudiantes de grados de artes y humanidades son mujeres, que también están presentes en un 59% en ciencias sociales y jurídicas y en un 70,4% en salud.

A pesar de estas cifras, las mujeres sólo suponen el 22,6% de los estudiantes de ingenierías y arquitectura y el 52% de ciencias.

Ante estos resultados, el Consejo Interuniversitario de Cataluña ha impulsado en el marco de la comisión Mujeres y Ciencia una serie de grupos de trabajo para continuar avanzando en la paridad en los órganos colegiados.