Málaga

Conocido el interés de los promotores del Hermitage de Barcelona por abrir la puerta a Málaga como alternativa a la Ciudad Condal, quedaba por saber hasta qué punto la capital de la Costa del Sol ve con buenos ojos esta opción. Y la respuesta es clara: "Si ellos están decididos e interesados, la operación puede hacerse", ha confirmado este lunes el alcalde, Francisco de la Torre.

Noticias relacionadas

El regidor ha confirmado lo avanzado ayer domingo por EL ESPAÑOL de Málaga y la existencia de una reunión con los representantes de la sociedad del proyecto catalán. "Es cierto que han tomado contacto, que hemos tenido esa reunión y hemos mostrado disponibilidad", ha expuesto al ser preguntado por los medios.

Incluso, ha desvelado que han sido dos las parcelas que el Ayuntamiento ha puesto a disposición del proyecto. De un lado, el solar gemelo al actualmente ocupado por la comisaría provincial de la Policía Nacional, en la entrada de la ciudad por la zona oeste. De otro, parte de los suelos portuarios de la explanada de San Andrés.

Y es justamente este último emplazamiento el que satisface más a los promotores. Sobre el particular, De la Torre ha indicado que las condiciones urbanísticas del terreno hacen posible la construcción de un equipamiento cultural. Se trata de una pastilla más al este de la zona elegida desde hace décadas para la construcción del Auditorio de la Música, la misma donde se llegó a plantear el teatro que iba a gestionar el actor Antonio Banderas.

Preguntado por nuevos contactos, el alcalde ha indicado que la previsión es que pueda haber nuevos encuentros "cuando madure el planteamiento". Cabe recordar que la decisión de abrir el emplazamiento final del Hermitage fuera de Barcelona se produce tras el rechazo del Ayuntamiento catalán a avalar la propuesta realizada.

Para De la Torre, contar con una sede de esta entidad museística permitiría "reforzar la potencia de lo que existe". "Eso siempre es bueno para Málaga", ha valorado. El mismo, en caso de hacerse realidad, vendría a sumarse al Centro Pompidou, en la esquina de los muelles 1 y 2 del puerto, y el Museo Ruso de San Petersburgo, en Tabacalera.

No parece que la visión que de este asunto tiene el alcalde sea coincidente con la de su socio de gobierno en la Casona del Parque, Ciudadanos. La portavoz de la formación naranja, Noelia Losada, quien es también concejala de Cultura, se desmarca.

"Es una gran señal que el Hermitage se plantee venir a Málaga. Pero quizás no es el momento"

Noelia Losada, concejala de Cultural del Ayuntamiento de Málaga

"Málaga ya tiene consolidado por derecho propio el sello de Ciudad de los Museos; destinamos mucho presupuesto a ello y ahora necesitamos multiplicar la inversión en patrimonio", ha explicado a EL ESPAÑOL de Málaga, y ha añadido: "Es una gran señal que el Hermitage se plantee venir a Málaga. Pero quizás no es el momento".

A esta reflexión añade: "No necesitamos nuevos museos, necesitamos una rehabilitación de la Alcazaba y Gibralfaro y seguir realizando excavaciones en el monumento; necesitamos realizar las excavaciones del Cerro del Villar; necesitamos plantearnos la necesidad de conservar la Catedral; necesitamos volcarnos en la arqueología; en los Astilleros Nereo; en la parcela del Astoria y Victoria". 

Asimismo, recuerda la reciente renovación hasta 2035 del convenio con el Museo Ruso de San Petersburgo, mientras que el Pompidou estará al menos hasta 2025. "Málaga ha invertido 14 millones de euros en prorrogar su presencia en la ciudad; ambos museos, junto con el Picasso, el Museo de Málaga, el Thyssen o la Casa Natal configuran una oferta de extraordinaria calidad".