Málaga

La confluencia de Podemos e Izquierda Unida da un paso al frente en su apuesta porque la cueva descubierta en la explotación de la cementera de La Araña no caiga en el olvido. Para ello ha impulsado dos iniciativas ante el Ayuntamiento de Málaga y la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía exigiendo "medidas eficaces para garantizar la protección" de este espacio.

Noticias relacionadas

En las iniciativas, demanda, además, la paralización de la actividad extractiva que ejerce la empresa FYM-Heidelberg en la cantera. "Mientras la cementera tenga licencia para seguir explotando la cantera de La Araña la recién descubierta Cueva de la Maravilla Blanca y el resto de las cuevas protegidas corren gran peligro de ser destruidas por las explosiones", sostiene la viceportavoz de la coalición en el Consistorio, Remedios Ramos.

Ramos aboga para que la Junta permita una investigación en profundidad de la cueva y su entorno por parte del equipo multidisciplinar de expertos que lleva más de 40 años investigando el conjunto de cuevas, covachas y abrigos prehistóricos de La Araña. “Son ellos los mayores especialistas en la materia y quienes más luz pueden arrojar sobre los valores que encierra”, asegura.

En esta línea, el grupo municipal va a pedir al equipo de gobierno, integrado por el PP y Ciudadanos, que el servicio técnico de la Gerencia de Urbanismo revise las licencias concedidas y el planeamiento urbanístico vigente con vistas a la protección de la cueva. 

Y, a la vez, que reclame a la Junta el inicio "inmediato" del expediente de protección de la cueva descubierta y que adopte medidas cautelares para la paralización de la actividad de extracción y las explosiones en la cantera de la cementera.

En lo referido a la acción ante Cultura, Ramos explica que han registrado un escrito para que "inicie de inmediato el expediente de protección de la cueva recién descubierta y que se adopten medidas cautelares para una paralización real de la actividad de extracción y explosiones en la cantera de la cementera de La Araña, por su afectación a la cueva de la Maravilla Blanca y al entorno de la Cueva Navarro IV".

Otros acuerdos que la coalición de izquierdas planteará ante el Ayuntamiento son que un equipo de expertos, junto a los servicios técnicos de Urbanismo, estudie el instrumento de protección más adecuado para la cueva, mediante la ampliación de la delimitación del conjunto de cuevas como una zona de protección singular, zona de reserva o zona de conservación preventiva.

Por su parte, la portavoz de Unidas Podemos, Paqui Macías, critica que la Junta esté siendo "tan permisiva con los intereses particulares de la empresa que se está lucrando con la explotación de la cantera".

También ha cuestionado que la delegada del Gobierno de Andalucía en Málaga, Patricia Navarro (PP), haya dicho que la intención del Ejecutivo andaluz es "compatibilizar la actividad de la cementera con una posible protección".