Degussa ha incrementado sus ventas online un 22% durante el primer semestre del año en comparación con cifras de todo 2019, el último año antes de la llegada de la pandemia. Las cifras de la compañía de referencia en Europa en el comercio de oro físico de inversión y otros metales preciosos vuelven a dar cuenta del interés del mercado por estos activos.

Noticias relacionadas

En este mismo sentido, la tasa de clientes que realizan una compra cuando visitan su establecimiento físico ha aumentado en torno a un 10% respecto al mismo ejercicio. Y, por si fuera poco, el valor medio de las compras ha engordado un 5%, mientras que el número medio de pedidos diario se ha incrementado un 14%.

El director de Degussa en España, Tomás Epeldegui, ha subrayado que la comparativa se hace frente a cifras de 2019 ya que "la aparición de la pandemia de la Covid-19 dejó cifras totalmente excepcionales" en el año 2020. Sirva como ejemplo el aumento de las ventas de oro de un 150% en marzo del año pasado y del 536% en el canal online. Además, el año pasado el tique medio de compra engordó un 43%.

Los más demandados

Aunque los datos registrados por Degussa en la primera mitad de este año "reflejan un retorno a la normalidad y al crecimiento sostenido de su actividad", la firma sí que ha percibido que "clientes que el año pasado se pasaron a la compra online continúan realizando sus compras de forma digital", un canal con el que muchos entraron en contacto durante el confinamiento duro por el cierre de los establecimientos físicos.

Por lo que se refiere a los productos más demandados, el primero son monedas de plata American Eagle de una onza, seguidas de las barras de oro de una onza y las de 10 gramos. No obstante, por el volumen de ventas el podio lo ocupan, por este orden, las barras de oro acuñadas de 100 gramos, las de 250 gramos y las de 1 kilo.

Además, desde Degussa recuerdan que la barra de oro de una onza fue la pieza más demandada por los inversores a través de la tienda digital de la firma en 2020 y la segunda que más compraron en 2019.

Una reciente encuesta elaborada por el Consejo Mundial del Oro entre los bancos centrales que tienen reservas en este metal precioso también apoya la idea de una cierta vuelta a la normalidad en este mercado. Un 21% de los encuestados prevé aumentar sus propias tenencias de oro, un punto más que el año pasado. Y ninguno de ellos planea disminuir sus reservas de oro.

Tres trimestres al alza

El estudio señala que las barras 'good delivery' siguen siendo el pilar de las compras de oro de los bancos centrales (70%), aunque ha aumentado ligeramente la proporción de las barras kilo, hasta suponer un 11%. El doré, que es de una aleación semipura de oro y plata, ha incrementado su protagonismo un 7% frente a ejercicios anteriores.

La institución también señala que este último fue el tercer trimestre consecutivo en el que aumentó la demanda de lingotes y monedas de oro. Más concretamente, la inversión en estas piezas alcanzó las 339,5 toneladas entre enero y marzo de 2021. Esta es la cota más alta alcanzada en un trimestre desde el último del año 2016.

El catálogo de Degussa incluye barras de oro que van desde un gramo hasta un kilo. El objetivo es adaptarse a las posibilidades y necesidades de cada ahorrador e inversor. No obstante, desde la firma se aconseja la diversificación y una cierta preferencia por piezas de menor peso por su mayor liquidez y la posibilidad de poder fraccionar una desinversión en caso de necesitar liquidez en efectivo.