Usuarios realizando gaming, uno de los consumos que más ha crecido durante la crisis del coronavirus.

Usuarios realizando gaming, uno de los consumos que más ha crecido durante la crisis del coronavirus. @everywheresean en Unsplash

Tecnología

Así resiste en España la red de telecomunicaciones pese a tener un 40% más de tráfico

Telefónica, Orange, Vodafone y MásMóvil cuentan con 18.000 profesionales trabajando exclusivamente para mantener el servicio.

22 marzo, 2020 03:33

Noticias relacionadas

17.800 personas. Éste es el número de técnicos que Telefónica, Orange, Vodafone y MásMóvil mantienen trabajando solo para que las redes de telecomunicaciones españolas mantengan su funcionamiento prácticamente sin incidentes durante la primera semana de confinamiento por el coronavirus. 

El presidente de Gobierno Pedro Sánchez lo dijo en su comparecencia de este sábado: España fue el segundo país de la Unión Europea con más tráfico de datos en internet con cifras absolutas, el quinto a nivel mundial EEUU, India, Reino Unido y Alemania. Y la red ha resistido. 

Las tres operadoras han confirmado que el consumo de datos y el tráfico de voz ha crecido más de un 40% que un día normal antes de la crisis, para lo que mantienen equipos profesionales trabajando las 24 horas del día y de lunes a domingo para que todo pueda funcionar.

Del mismo modo, la ministra de Economía, Nadia Calviño, reconoció el viernes el enorme esfuerzo de las operadoras y de sus empleados para mantener la red trabajando a pleno rendimiento y con máxima calidad, algo que se logra en buena medida gracias a estas 17.800 personas.

En total, son 7.000 empleados de Telefónica, 5.500 de Orange, 4.300 de Vodafone y 1.000 de MásMóvil, entre los que se cuentan personal técnico de red que está realizando labores de mantenimiento, monitorización y solución de incidencias; agentes de plataformas, comerciales en tiendas; y un reducido número de empleados en las oficinas para los servicios más críticos.

Este esfuerzo parte, fundamentalmente, de un buen dimensionamiento de las redes, en la que España tiene una situación privilegiada. En España contamos con más fibra que en Alemania, Inglaterra, Italia, Francia y Portugal juntas, gracias a tres de las redes de fibra más potentes de toda en Europa: la de Telefónica, con 23,1 millones de hogares pasados a cierre de 2019; la de Orange, con 14,9 millones de hogares conectados; y la de Vodafone con 10,4 millones.

Aumento del tráfico

De hecho, el crecimiento exponencial del teletrabajo, el gaming y la visualización en streaming simultánea que se está produciendo durante esta semana solo puede ser soportada por la red de nuestro país. Alemania y Francia apenas ofrecen velocidades de 10 megas (banda ancha), pero en España lo mínimo son 100 megas en la mayoría de los hogares con fibra óptica.

Cuando la Comisión Europea pidió a Netflix y a los operadores de OTT que bajaran la calidad de sus emisiones lo hacía precisamente ante los problemas de red de nuestros vecinos europeos, una situación que España está salvando con nota.

Y es que los datos son abrumadores. En Movistar, el tráfico total ha crecido un 26%, el gaming ha crecido un 271% y la red móvil un 37%. En Vodafone el servicio de voz crece un 36% y el de datos móviles un 20%. En el caso de la red fija de datos -fibra óptica y banda ancha- el aumento fue del 40%.

Por su parte, en MásMóvil, la voz móvil creció un 80%, los datos móviles un 20% y los datos de red fija un 80%. En Orange, en tanto, se ha experimentado un incremento superior al 50% en el tráfico de voz fija y cercanos al 90% en el tráfico de voz móvil. En cuanto al tráfico de datos a través de redes fijas, se ha producido un incremento cercanos al 30%.

"Lo que hemos hecho esta semana en España es un simulacro gigantesco de teletrabajo y tele estudio, todo a la vez. Algo sin precedentes. Y hemos aprobado con nota", dicen desde Telefónica.

Monitorizar y reparar

Pero, ¿qué se ha hecho?. Lo primero es monitorizar el incremento del tráfico día a día y ampliar su capacidad allí dónde es necesario, con especial foco en sitios clave como los hospitales de las zonas afectadas, dimensionando en tiempo real la red para la posible ocupación del 100% de las camas. Y cuando se identifica que la capacidad crece por encima de los umbrales que definidos, las operadoras realizan las ampliaciones necesarias para evitar congestión.

De esta manera, las tareas fundamentales en estos días se centran el mantener la red estable y preparada en todo momento para absorber la demanda de tráfico de datos que se está generando estos días.

La otra cara de que las redes se mantengan funcionado es el mantenimiento puro y duro de la red. Las operadoras cuentan con equipos internos y externos para asegurar a sus clientes la resolución de cualquier avería que pudiera darse en su conectividad, y con equipos de soporte técnico pendientes de detectar y resolver cualquier problema en la red o servicios, durante las 24 horas del día.

En el caso de saturación del servicio de voz, se opta el movimiento de tráfico móvil a nodos más descargados, instalación de tarjetas de repuesto, migración de tráfico a interconexiones IP más descargadas y ampliación de interconexiones existentes.

Empleados en campo

En cuanto al servicio Internet, se realizan ampliaciones de capacidad con proveedores de contenidos y ampliaciones de capacidad en todas las capas de red (acceso, agregación, peering).

En Orange indican que, considerando el “estrés” al que se está siendo sometida actualmente la red, "su respuesta está siendo muy satisfactoria, gracias a la eficaz gestión y el cuidadoso seguimiento de los niveles de ocupación que han estado realizando su equipo de Planificación de Red, pendientes de la evolución del tráfico, detectando en tiempo real las desviaciones y gestionan con los proveedores de contenidos las ampliaciones de capacidad necesarias asegurar un servicio satisfactorio".

En el caso del trabajo de campo y el riesgo de contagio, las operadoras coinciden en señalar que se les están brindando la máxima seguridad. En Vodafone indican que a su personal en campo se les está dotando de todas las medidas de prevención y apoyo necesarias, "y trabajamos continuamente con ellos para minimizar los posibles riesgos a los que se ven expuestos en el desempeño de su labor."