Marteen Westelaar, CEO de Cepsa.

Marteen Westelaar, CEO de Cepsa. Invertia

Energía

Cepsa tiene 4 años para lograr 3 GW de renovables y generar 2 GW de hidrógeno verde

Su ambición choca con un cuello de botella administrativo que acumula centenares de proyectos renovables que podrían perder el acceso a red en enero.

2 diciembre, 2022 02:23

Cepsa quiere dar una vuelta al calcetín a su negocio base de las últimas décadas con el objetivo de alcanzar cero emisiones netas en 2050. Desde hace casi un año y coincidiendo con la incorporación como consejero delegado de Marteen Wetselaar, el giro de la energética ha sido casi de 180 grados, pero el tiempo corre en su contra.

Su Estrategia 2030 Positive Motion, presentada en marzo pasado, incluye la reducción de sus emisiones de CO2 de alcance 1 y 2 en un 55% en 2030 respecto a 2019 gracias al desarrollo del hidrógeno verde y la instalación de una red de recarga ultrarrápida en carretera, que alcanzará una ratio mínimo de un cargador de 150 kW cada 200 kilómetros en las principales carreteras y vías interurbanas.

Le queda un largo camino para lograr con éxito sus propósitos y tiene que trabajar a contrarreloj. Para satisfacer el consumo energético de la compañía, especialmente para la producción de hidrógeno verde, necesita una ingente cartera de proyectos solares y eólicos. La compañía la cifra en una capacidad de 7 GW.

[Cepsa lanza el mayor proyecto de hidrógeno verde de Europa con inversiones de más de 5.000 millones en Andalucía]

Por el momento, solo dispone de un parque eólico conectado a red, Alijar II, en Jerez de la Frontera (Cádiz), con 11 aerogeneradores y una potencia instalada de 28,8 MW. De ahí, a los 7 GW queda mucho trecho.

Aún así, fuentes de la compañía confirman a EL ESPAÑOL-Invertia que ya están en cartera 2 GW entre proyectos eólicos y fotovoltaicos. De ellos, 1,5 GW ya tienen asignado su punto de conexión a la red y se encuentran en tramitación administrativa, un 20% del objetivo marcado para el final de la década. 

Cepsa Renovables

Y aunque en 2019 la compañía creaba su filial de renovables con el foco puesto en Andalucía, al igual que muchos promotores, tiene que esperar a que se solvente el atasco administrativo del que se queja el sector desde hace meses.

Por el momento, avanza en la tramitación administrativa para construir varios parques de energía solar fotovoltaica en Andalucía, entre ellos dos instalaciones proyectadas en San Roque, de 200 MW de potencia, y Jimena con las que prevé abastecer de energía renovable a las futuras unidades de producción de hidrógeno verde en la Bahía de Algeciras.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el CEO de Cepsa, Marteen Wetselaar

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el CEO de Cepsa, Marteen Wetselaar Cepsa

También la compañía trabaja en el desarrollo de seis proyectos de energía solar fotovoltaica en la provincia de Toledo, que tendrán una capacidad total de hasta 800 MW.

Además, Cepsa tiene un plan para desarrollar la fotovoltaica en sus estaciones de servicio. La primera en entrar en funcionamiento será la de Marbella, donde ya ha instalado 157 módulos fotovoltaicos con tecnología monocristalina de alta eficiencia, que producirán unos 95 megavatios hora (MWh) al año.

Estos paneles servirán para abastecer a la estación de servicio durante el día, mientras que el excedente se comercializará.

Sin embargo, también es posible que supla la falta de parques renovables propios con la colaboración con otros productores de energías renovables en Andalucía y en el resto de España. 

El 50% del hidrógeno verde

Si el objetivo de renovables está complicado, el siguiente hito de producir hidrógeno con energías renovables se presenta aún más;.

Cepsa quiere producir el 50% del hidrógeno verde que espera producir España en 2030. Actualmente sus refinerías son las principales consumidoras de hidrógeno gris de España, pero para cambiar de color necesita primero suficiente generación limpia para que lo pueda sustituir.

[Cepsa y el Puerto de Róterdam crearán el primer corredor de hidrógeno verde entre el norte y el sur de Europa]

Los 2 GW se convertirán en las dos mayores instalaciones para la fabricación de este vector energético proyectadas en Europa. La planta de Huelva se ubicará junto al Parque Energético La Rábida y se pondrá en marcha en 2026, alcanzando el máximo de su capacidad en 2028; la instalación de Cádiz estará en el Parque Energético San Roque y estará operativa en 2027. Cepsa está trabajando ya en la ingeniería y la tramitación administrativa del proyecto.