Repsol iniciará las obras del poliducto para unir la refinería de Coruña con el puerto

Repsol iniciará las obras del poliducto para unir la refinería de Coruña con el puerto

Energía

Repsol construirá un poliducto para unir la refinería de La Coruña con el puerto

El poliducto tendrá 3,8 kilómetros y se destinará al transporte de crudo entre la refinería y su nueva terminal marítima, el trasiego de aguas y otros productos futuros. 

11 febrero, 2021 20:50

Noticias relacionadas

Repsol iniciará en marzo los trabajos de construcción del poliducto que unirá la refinería de A Coruña con el puerto exterior de Punta Langosteira, según informa la compañía.

En un comunicado, explica que al proyecto de traslado de los tráficos de crudo al puerto exterior se destinarán más de 126 millones de euros. El presupuesto incluye tres bloques, entre los que figuran 80 millones destinados al poliducto y sus instalaciones auxiliares en Langosteira, "lo que incluye la adjudicación del contrato de la obra civil del poliducto, que se ha tramitado estos días".

A ello, se suma la obra marina del pantalán, "que se encuentra ya en su fase de finalización" y que alcanzará una inversión de 35 millones de euros, así como las modificaciones en la refinería, que contarán con un presupuesto de siete millones de euros.

Repsol ya completó el traslado del tráfico de graneles sólidos a Punta Langosteira entre 2015 y 2017. Los tráficos de azufre y coque suponen una media de 400.000 toneladas anuales, aproximadamente, un 11% del total de estos tráficos en el puerto coruñés.

Nueva terminal de crudo

"La puesta en marcha de la nueva terminal de crudo en el puerto exterior está prevista para agosto de 2022", precisa la compañía en su comunicado.

Sobre el poliducto, explica también que tendrá una longitud de 3,8 kilómetros y discurrirá por los municipios de A Coruña y, en mayor medida, de Arteixo.

Contará con 11 tuberías soterradas: dos de ellas se destinarán al transporte de crudo entre la refinería y su nueva terminal marítima en el puerto exterior, una tercera llevará trasiego de aguas y las ocho tuberías restantes serán para el transporte futuro de otros productos. Por otra parte, indica que se conservará el entorno con la restitución de la vegetación, tras el soterramiento del trazado.