Imagen de recurso.

Imagen de recurso. EFE

Energía

La especulación dispara el precio del CO2 en Europa a su récord histórico: 38 euros

Fondos, bancos y energéticas miran el mercado del CO2 como un nuevo campo de cultivo para tener más cobertura en sus inversiones.

5 febrero, 2021 01:16

Noticias relacionadas

El precio del CO2 en el mercado de derechos de emisión (EU ETS) ha marcado un nuevo récord histórico. Es un nivel de precios que nunca antes se había visto en el esquema ETS de la UE. Se ha disparado por encima de los 38 euros la tonelada por primera vez, lo que supone una subida del 13% respecto al día anterior.

Se convierte así en el repunte más pronunciado desde finales de agosto. Según la consultora Vertis Environmental Finance, especializada en el mercado de CO2, el pico se produjo cuando los operadores del mercado, especialmente los especuladores (bancos y grandes fondos de inversión), se apresuraron a realizar compras.

Pero ¿cómo afecta al precio de la factura de la luz? "Cuando el precio del CO2 sube puede tener una relación directa en el mercado mayorista si no hay apenas renovables en ese momento, y se tienen que encender los ciclos combinados, es decir, se tiene que quemar gas", explica a Invertia José María Berrendero, country manager Spain & Portugal y Carbon emissions trader en Vertis Environmental Finance.

"Sin embargo, ahora está soplando el viento y está cubriendo un porcentaje elevado del mix eléctrico, así que no tiene por qué subir el precio final", apunta el experto consultado. 

El CO2, cada vez más caro

El origen de este movimiento en masa se produjo tras la publicación de un nuevo artículo en el Financial Times sobre cómo poner un alto coste a las emisiones estimularía las inversiones en tecnologías verdes y paralizaría las empresas que no pueden adaptarse. Pero no solo. Un analista del fondo Pierre Andurand, uno de los gestores de fondos de cobertura de petróleo más famosos del mundo, le dijo a Bloomberg que creía que el precio del EU ETS podría dispararse a 100 euros la tonelada este año.

El Financial Times, por su parte, asocia este estallido a que los compradores quieren asegurarse el suministro de derechos de emisión de la UE.

"También hay que tener en cuenta que se acerca la fecha de la obligación de cumplimiento de 2020. Las industrias y las empresas tienen que entregar sus derechos de emisión en el mes de abril y necesitan conseguir las que les faltan para poder cuadrar las cuentas", añade Berrendero. 

Subasta en Polonia

Las ganancias se produjeron el martes 2 y miércoles 3 de febrero después de una subasta en Polonia en la que las empresas pagaron una prima al nivel del mercadoLa subasta polaca de EUAs se cerró a un máximo histórico de 38 euros, según información de Vertis, 1,44 euros por encima del precio en ese momento del mercado spot.

Esto fue lo que provocó en el mercado un impulso alcista que se prolongó durante toda la sesión y aceleró la apreciación del derecho de emisión. "Las polacas suelen ser subastas con precio al alza, casi siempre. Esto se debe a que emiten derechos en nombre de su país (como Alemania y Reino Unido), a diferencia del resto de los países participantes que lo hacen en nombre de la Unión Europea", explica el experto de Vertis. 

"Polonia depende mucho del carbón y las eléctricas polacas, con gran necesidad de emisiones, prefieren comprar las de su país, así que hacen que se encarezcan", advierte.

El EUA Dec21 terminó la jornada cerca de la parte superior del rango del día en 37,43 € ganando un 7,03% en comparación diaria. Se negoció un volumen muy elevado de 50,3 millones de derechos de emisión, un 34% más en comparación diaria.

Ayer, jueves 4 de febrero, los precios intradiarios del carbono alcanzaron un máximo histórico de 38,08 euros la tonelada, antes de retroceder por debajo de los 37 euros.

40 euros la Tn de CO2

Habrá quien haya recogido ganancias por la venta de sus emisiones de CO2 disponibles en esta semana, pero lo más interesante de esos precios es que marcan una aceleración en el coste de liberar una tonelada de CO2. El precio ronda ya los 40 euros, pero lleva disparado los últimos meses a medida que la UE ha fortalecido sus compromisos para reducir las emisiones.

De hecho, ha subido alrededor de un 60% desde principios de noviembre. Un grupo creciente de compradores, incluidos fondos de cobertura, bancos y energéticas, han dicho que esperan que los precios sigan subiendo a medida que la UE endurece aún más las normas de emisiones, un cambio que con el tiempo hará que las alternativas en el sector de las energías renovables sean más competitivas frente a los combustibles fósiles.

Lo que ahora parece imposible, los analistas lo ven como bastante probable a medio plazo. El mercado del carbono corre el riesgo de convertirse en una apuesta unidireccional y, aunque se habla de llegar a pagar 100 euros por emitir una tonelada de CO2 a la atmósfera en la Unión Europa, otros analistas señalan como más seguro el tope de los 50 euros en los próximos años.