Ione Belarra, ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030.

Ione Belarra, ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030.

Empleo

El Ingreso Mínimo será más alto para familias que agoten el subsidio de desempleo y con grandes discapacitados

Se espera que el número de beneficiarios del IMV se duplique con la reforma de la ayuda. 

18 octubre, 2021 12:08

Ya se van conociendo detalles de cómo será el Ingreso Mínimo Vital (IMV) cuando se cierre la reforma que se está ultimando en el Congreso de los Diputados y que debería estar terminada antes de que acabe el año. La prestación ganará peso y se ampliará su cobertura, así como su cuantía, según ha indicado Ione Belarra, ministra de Asuntos Sociales y Agenda 2030. 

Concretamente, las personas que hayan agotado sus subsidios de desempleo y no cuenten con nuevos ingresos podrán acceder al IMV sin que su prestación se vea reducida, según ha indicado Belarra. Es decir, que en estos casos la cantidad a percibir por el IMV no estará limitada al tipo de hogar del que se trate. 

Algo parecido ocurrirá en el caso de los hogares con personas discapacitadas. El IMV incluirá un complemento del 22% cuando los hogares incluyan una miembros con una discapacidad superior al 62%. 

'Sin' dependencia

Las prestaciones asociadas al sistema de dependencia "no se tendrán en cuenta como ingresos" a la hora de computar y decidir si se recibe el IMV o no. 

Además, se hará permanente que las personas que tengan una caída de ingresos repentina puedan acceder al IMV sin que pase un año.

José Luis Escrivá, ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, indica que estos cambios, sumando el complemento por menor al cargo (que también modifica los umbrales del IMV) permitirá un crecimiento sustancial de los perceptores de esta ayuda. De hecho, espera que se duplique la cantidad de beneficiarios. 

Como ya contó EL ESPAÑOL / Invertia, esto será, sobre todo, gracias a la prestación con hijo al cargo, que estará disponible para límites de renta por encima de los que permiten acceder al IMV. El más elevado en el caso del IMV está en los 1.033 euros mensuales.

Esta prestación será accesible para hogares con rentas mensuales por encima de los 3.000 mensuales. Algo parecido ocurre con los límites de patrimonio. Si los de renta se elevan un 300%, los de patrimonio un 150%, según las explicaciones del Ministerio de Seguridad Social. Y que quede claro: la ayuda a la infancia estará al alcance tanto de perceptores del IMV como de aquellos que no lo reciban.

En cuanto a cifras, la nueva ayuda a la infancia consiste en una prestación económica de 100 euros mensuales para los hogares por cada menor de cero a tres años. 

La prestación se reduce a 70 euros en el caso de niños y niñas de tres a seis años. A partir de los seis, y hasta los 18 años, los hogares tendrán acceso a una ayuda de 50 euros por cada menor