Salvador Illa ha comparecido este miércoles tras la reunión del Consejo Interterritorial de Salud, celebrado en Mérida. Illa lleva varias semanas viajando por España celebrando reuniones de trabajo con los gobiernos autonómicos para conocer de primera mano el trabajo regional contra la pandemia de la Covid. La reunión se ha centrado en dos puntos. Sobre todo, en la posibilidad de utilizar la red de farmacias para realizar test de antígenos masivos, como planteó Madrid a la Comisión Europea este martes.

Noticias relacionadas

Illa no se ha negado, pero necesita planes detallados antes de aceptar la idea. Pero también en la posibilidad de que se decrete el cierre perimetral de todas las CCAA para el puente de diciembre: "Cualquier medida que limite la movilidad es buena para frenar al virus", ha afirmado Illa.

Según el ministro, él no se niega a usar las farmacias para los test de antígenos, pero que la Comisión Europea "ha validado este mismo miércoles la estrategia española con los test de antígenos". Según lo decretado por Bruselas, éstos son test que deben ser manejados por personal sanitario capacitado y de acuerdo a las instrucciones del fabricante. Es decir, que "no valen para autodiagnóstico", ha insistido.

Es decir, en cuanto a la idea propuesta por Madrid de que se pueda usar la red de farmacias, "he pedido a las Comunidades Autónomas que quieran hacerlo, presenten un plan". Illa quiere saber "qué quieren y cómo lo quieren hacer, con qué criterios se administrarán los test y si habrá circuitos separados, como ocurre en los centros médicos, e incluso si el personal estará convenientemente protegido".

Para el Ministerio, más allá de que estas exigencias parezcan imposibles de aplicar, "la red de farmacias de España ha hecho un trabajo encomiable", pero si Madrid -a quien no citó expresamente- quiere seguir adelante con su idea, "debe aclarar sobre todo cómo van a vincular los datos a los servicios de salud pública, y si el personal que los haga cumplirá lo que indica el fabricante y la Comisión Europea".

En definitiva, que Illa no se niega a la petición de Isabel Díaz Ayuso, pero no le piensa dar el  hasta que Madrid detalle sus planes. Madrid quiere hacer un cribado masivo, de hecho, su vicepresidente Ignacio Aguado, dijo esta mañana que "hay que llegar a toda la población antes de la Navidad".

Pero no es ésa la idea que manejan las sociedades médicas, ni el Ministerio de Sanidad, ni el consejero extremeño, que apuntó a que "no hay ni un solo experto que nos haya dicho que eso sirve para nada"

Puentes y Navidad

El Consejo se trasladaba este miércoles a Mérida. Desde allí, y junto al presidente de la Junta de Extremadura, Alejandro Fernández Vara, y la titular de Política Territorial, Carolina Darias, conectaban vía telemática con todos los consejeros autonómicos.

A la cita de se sumó como invitada la ministra de Sanidad de Portugal, Marta Temido, que ha compartido la evolución epidemiológica en su país y la experiencia de gestión sanitaria durante esta segunda ola.

Con la cifra de muertes e ingresos en UCI todavía en alza, el ministro de Sanidad ha constatado que "llevamos unos días de ligera bajada en la Incidencia Acumulada, que ya está en 472 casos" a nivel nacional. "Es una estabilización a la baja, el esfuerzo da sus frutos, pero seguimos en unos datos muy preocupantes, porque además estamos aún al inicio del invierno".

Illa ha anunciado la creación de un grupo de trabajo para abordar las acciones necesarias para los grandes puentes y las fiestas de Navidad: "Compartiremos criterios y recomendaciones para los días que vienen", dijo. A un menos de 10 días del puente, pues, el próximo Consejo Interterritorial está destinado a "compartir ideas, como el cierre perimetral" de todas las CCAA y otro tipo de restricciones.

Es decir, como dijo el ministro, "poner en común lo que todas las autonomías están ya haciendo... no vamos tarde en esto". Para el ministro, cualquier restricción a la movilidad y limitación de contactos "es beneficiosa y contiene la expansión del virus".

Illa prevé que se puedan dar instrucciones para que las personas mayores que quieran pasar las celebraciones con su familia "puedan hacerlo sin arriesgarse", para los jóvenes que quieran volver a sus lugares de origen, para afrontar las fiestas familiares, y criterios comunes sobre "cómo acudir a los lugares de culto con seguridad o cómo vamos a recibir a sus majestades los Reyes Magos".