Pablo Casado ha insistido a Pedro Sánchez, en su reunión del martes, en la necesidad de una reforma electoral que garantice que la situación de bloqueo político actual no se repita. La medida, para la que no haría falta cambiar la Constitución, daría al partido más votado una prima de 50 escaños, lo que beneficiaría tanto a PP como a PSOE y reforzaría el bipartidismo. 

Noticias relacionadas

Cuca Gamarra, vicesecretaria de Política Social del Partido Popular, ha dicho este miércoles en Radio Nacional que hacen falta reformas que garanticen que estas situaciones no se produzcan. "Pluralidad y fragmentación es lo que los españoles han dicho en las urnas", ha declarado, por lo que plantea salir al paso de esta nueva cultura política.

En la misma entrevista, la popular ha hecho referencia a la reunión a tres de los representantes de PP, Cs y Vox en Madrid: "Esperamos que el camino que se tomó ayer sea por el que sigamos". No ha dejado de llamar a la responsabilidad y a la altura política de los partidos para evitar unas segundas elecciones o que gobierne la izquierda: "Lo mejor es un gobierno de Isabel Díaz Ayuso cuanto antes, apoyado por Cs y Vox, porque es lo que han dicho los madrileños en las urnas". 

Sobre las supuestas presiones de empresarios al PP para que se abstenga en la investidura de Sánchez, Gamarra ha dicho que su partido ni recibe ni admite presiones. También ha recordado que "el responsable de la situación política es Pedro Sánchez" y que el PP no va apoyar un gobierno con los independentistas, con Bildu y Podemos, porque choca frontalmente con sus ideas.