Victoria Santi Jaime Susanna

Todo el mundo esperaba un rebrote para septiembre u octubre, con la vuelta de las clases y las aglomeraciones en los medios de transporte públicos para ir al trabajo. Sin embargo, según los últimos datos aportados por Sanidad, España ha alcanzado ya los 560 focos activos de Covid-19 esta semana, 77 más que los que había el pasado jueves. Y nada indica que vaya a quedar en esto. Cataluña se sitúa a la cabeza de las comunidades más afectadas, con dos focos principales en la comarca de El Segriá (confinada desde el 23 de julio) y Barcelona, donde se recomienda no salir a la calle más que lo estrictamente necesario. La siguiente en esta trágica clasificación es su vecina Aragón, donde varias zonas han retrocedido a la Fase 2.

Noticias relacionadas

Pese a estos datos, el Gobierno insiste en que la situación no es grave y que, tomando las medidas necesarias, se pueden controlar y mantener los brotes de coronavirus. Mientras tanto, los focos no cesan y cada comunidad autónoma está tomando las medidas que considera mejores para evitar una recaída mayor —sin seguir unas pautas fijas y basándose en las recomendaciones aportadas por Sanidad—.

Y para más inri, cada semana son varias las noticias publicadas acerca de alguna fiesta ilegal con múltiples involucrados; de incumplimientos de aforo, horarios o medidas sanitarias por parte de locales; o de reuniones familiares descontroladas que terminan suponiendo un nuevo foco activo.

La población se opone a volver a vivir un confinamiento generalizado, pero sin seguir las pautas establecidas, el incremento de los brotes puede ser imparable y entonces no habrá manera de desahogar los servicios sanitarios. EL ESPAÑOL recoge los últimos brotes —fechados hasta media tarde de este martes— producidos en cada una de las comunidades autónomas y la situación en la que se encuentran frente a un posible confinamiento. 

Andalucía: preocupación por el turismo y la fiesta en la Costa del Sol

Si se tiene en cuenta lo rápido que se produjeron los primeros rebrotes en la comunidad, se podría decir que Andalucía se mantiene en unas cifras relativamente “livianas”. Sin embargo, los focos no cesan y en las últimas 24 horas ha sumado seis nuevos brotes y 198 contagios —solo se ha librado Huelva en esta ocasión—. De esta manera, alcanza un total de 80 focos activos repartidos por todas las provincias, con Málaga a la cabeza (con 16 brotes) seguida de Sevilla (15) y Almería (14). Por debajo de diez focos se encuentra Granada (9), Córdoba (8), Cádiz (6), Jaén y Huelva (5 cada una).

El brote con mayores dimensiones continúa siendo, un día más, el originado tras una fiesta de fin de curso en Córdoba que alcanzó los 100 contagios. Sin embargo, no se espera que surjan nuevos positivos relacionados con este caso ya que, desde Salud, ya han confirmado que dan el foco por controlado. 

Sí que preocupan los datos de la Costa del Sol, que se sitúa ahora como el epicentro de los focos activos en la provincia de Málaga. Tras el reciente escándalo producido por unos djs locales en el chiringuito Kokun de Torremolinos —escupiendo alcohol directamente sobre los asistentes a la fiesta—, Olivia Valère —una de las mayores discotecas de Marbella— ha tenido que echar el cierre tras hallar varios positivos en la plantilla —anteriormente, este verano, ya tuvo que acudir la Policía al local por haber superado el aforo permitido—.

Asturias: 3.000 personas en rastreo por un brote en Gijón

Los casos de coronavirus siguen apareciendo en la que, hasta ahora, era una de las comunidades autónomas con menos contagiados del país. A pesar de la resistencia del Principado, pocas son las localidades que se libran por el momento, y en las últimas jornadas se han registrado 26 nuevos casos que podrían verse incrementados próximamente.

¿El motivo? Un brote descubierto en el bar La Buena Vida Fomento de Gijón, después de que uno de sus camareros diese positivo en la PCR. ¿Las consecuencias? Un rastreo que a día de hoy supera las 3.000 personas que pudieron estar en contacto directo o indirecto con este foco desde el 15 al 28 de julio. Por el momento, han dado positivo una chica procedente de Mieres que acudió al establecimiento y otra camarera del local.

Aragón: continua con la Fase 2 completa y flexibilizada

Aragón es, junto con Cataluña, una de las comunidades autónomas más dañadas por los rebrotes de Covid-19. El Ministerio de Sanidad se encuentra especialmente pendiente de su situación, después de que hayan tenido que retroceder a Fase 2 —completa y flexibilizada— a seis comarcas, además de las ciudades de Huesca y Zaragoza. Esta medida afecta al 70% de la población de toda la comunidad —que serían unas 920.000 personas aproximadamente—. 

Una zona habilitada en un centro sanitario de Zaragoza para la realización de pruebas PCR. EFE

Según el último Boletín Epidemiológico publicado por la comunidad autónoma, Aragón sumaría un total de 89 brotes activos y 357 contagiados —211 procedentes de Zaragoza, 111 de Huesca y 35 de Teruel—. Cabe destacar que el Gobierno de Aragón considera que un brote se encuentra activo cuando algún caso muestra síntomas en las dos semanas previas a la actualización —del Boletín— y los da por cerrados si han pasado al menos 28 días sin nuevos contagios.

Además, la comunidad centra ahora mismo su preocupación en el foco situado en una residencia de la tercera edad de Burbáguena (Teruel) donde 63 usuarios han contraído el coronavirus y este lunes se ha confirmado un cuarto fallecido. 

Baleares: las discotecas, a raya

Baleares ha notificado 128 nuevos contagios en las últimas 24 horas, procedentes de Mallorca (118) e Ibiza (15) y acumula ya varios focos localizados en Menorca, Formentera y las dos islas ya mencionadas.

Además, aunque todavía no se han notificado casos relacionados, la Guardia Civil localizó en la noche del sábado dos pateras —una en Formentera y otra en Mallorca— y 27 inmigrantes han sido detenidos. En los próximos días deberán realizarles los tests PCR necesarios para conocer si pueden estar contagiados y, de ser así, para permanecer en cuarentena en alguna de las localizaciones habilitadas en las islas.

Canarias: primer positivo en La Gomera

Las Islas Canarias se mantienen en buenas cifras, en comparación con el resto de comunidades. El Gobierno de Canarias ha detectado 21 nuevos casos de coronavirus en las últimas 24 horas. Tenerife es la más afectada —con el doble de contagios que en el resto de islas del archipiélago— con 80 casos en activo frente a los recogidos en Gran Canaria (51), Lanzarote (6) y Fuerteventura (4). Además, por primera vez desde el 29 de marzo La Gomera ha registrado un positivo importado de una persona que llegó a la isla hace dos días.

El archipiélago se encuentra registrando el número más alto de positivos desde el pasado 20 de julio, en el que se detectaron 46 positivos de los 61 ocupantes de una lancha llegada a Fuerteventura desde el Sahara. 

Cantabria: pendiente de las residencias 

Cantabria mantiene a raya la pandemia pero se encuentra muy pendiente de sus residencias de mayores, donde ya ha aparecido el primer foco. 

Desde el 1 de agosto, Santander ha registrado un nuevo brote procedente de un núcleo familiar, que afecta a ocho personas —por el momento— procedentes de dos familias relacionadas entre sí. 

Además, se mantienen otros tres focos activos en distintos municipios de la comunidad autónoma. Entre ellos, destaca el recogido en una residencia que, debido a que afecta a un centro de mayores, es considerado un rebrote a pesar de haber afectado a una sola persona —que además se encuentra hospitalizada por el momento—.

Cataluña: acumula la mayoría de contagios 

Son ya varias las semanas en las que Cataluña se mantiene como la comunidad autónoma peor parada con diferencia. Este lunes ha superado los 100.000 contagios desde que comenzase la pandemia y a día de hoy se sitúa en los 101.290. Y amanece este martes con 622 casos más que en el recuento anterior —recordamos que Cataluña no aportó el número de casos durante el fin de semana por problemas técnicos— y con 632 personas ingresadas en los hospitales.

Una calle del barrio de El Carmel de Barcelona. EFE

Además, mantiene los que son ya los focos más preocupantes del país. El primero se encuentra localizado en la comarca de El Segriá (Lérida), con 16 brotes activos que han llevado a las autoridades a confinar a la población (el pasado 23 de julio) con el fin de tratar de contener el contagio. La localidad limítrofe con Aragón cuenta ya con más de 3.953 casos y dos personas han fallecido hasta la fecha. 

El segundo se encuentra ubicado en la ciudad de Barcelona y su área metropolitana, con 33 focos activos y 69 casos diagnosticados en las últimas horas. La concejala de Salud del Ayuntamiento de Barcelona ha señalado que los 129 rastreadores —que no se encuentran operativos al 100%— resultan insuficientes para controlar unos rebrotes que —aunque avanzan cada vez más despacio— mantienen a 42 personas en la UCI. 

Por otra parte, Gerona alcanza los ocho brotes activos con más de 260 casos detectados en la localidad de Figueres. Mientras, Tarragona queda como la menos afectada, con tres focos, pero se mantiene pendiente de lo que pueda ocurrir en sus provincias vecinas. 

Dos sanitarias haciendo test del Covid en Cataluña.

Castilla y León: dos pueblos confinados

El brote que más preocupa en Castilla y León se encuentra en los municipios vallisoletanos de Íscar y Pedrajas de San Esteban, que suma ya 59 positivos, con 91 contactos en estudio. Esto ha llevado a que estos dos pueblos vuelvan a estar confinados. También hay un confinamiento domiciliario a causa de un brote en el barrio Las Delicias de Valladolid. La provincia cuenta con un tercer brote en La Cistérniga, que permanece estable por el momento.  

En la provincia de Burgos crecen los contagios en Aranda de Duero que se encuentra en nivel rojo por la situación actual de transmisión comunitaria. La Junta ha aconsejado restringir al máximo el contacto social. También en la capital y en Miranda de Ebro hay focos activos. 

También hay casos en León, en Chañe (Segovia), dos en la provincia de Soria en una granja y en un centro social de Cruz Roja, este último con 17 positivos, uno en la provincia de Salamanca, con seis positivos, y uno en Zamora, con cuatro casos de origen familiar en Manganeses de la Polvorosa.

Madrid: focos estables, pero activos

La capital lleva desde el sábado sin notificar nuevos casos, pero tiene actualmente 15 brotes activos y 25 residencias de ancianos aisladas. En Móstoles, por ejemplo hay un foco asociado a un establecimiento de ocio donde se celebró una fiesta con gente de entre 20 y 26 años. Hay 11 contactos en seguimiento.

Una mujer con mascarilla pasea por el centro de Madrid.

También en Torrejón de Ardoz hay un brote asociado a una comunidad religiosa que deja 15 casos confirmados, aunque evolucionan favorablemente. Solo una persona necesitó ser hospitalizada pero ya fue dada de alta.

Castilla La Mancha: el virus dentro de la prisión

La Mancha tiene el único caso activo dentro de una prisión, al menos, el único que se ha notificado recientemente. Está en el penal de Ocaña y mantiene confinados a 80 presos y seis funcionarios. Aún se desconoce si el origen del brote fue dentro de la cárcel o fuera de ella.

Por lo general, los brotes de esta comunidad son muy dispersos. Los más graves se dan en Albacete donde un edificio tuvo que estar confinado y ahora mismo cuenta un total de 52 casos. También en Socuéllamos (Ciudad Real) hay uno que acumula 48 casos confirmados. 

Hay otros focos localizados en Herencia, Arroba de los Montes (ambas en Ciudad Real) y Corral de Almaguer (Toledo). 

Extremadura: el brote en la guardería

La ciudad de Badajoz cuenta con varios pequeños brotes repartidos por su mapa. El más grave se originó en un guardería de Pardaleras con menores a partir de los dos años que han dado positivo. También un trabajador del centro está contagiado. Todos los niños se muestran asintomáticos. Hay 152 contactos en seguimiento.

El brote de Navalmoral de la Mata (Cáceres) se ha dado por sofocado, aunque el paciente cero sigue en búsqueda y captura. Otros que sí están activos en la provincia son Navas del Madroño, Casar de Cáceres y Peraleda de la Mata. 

Galicia: La Coruña al borde de la alerta roja

No es la primera semana que Galicia se encuentra en alerta debido a una posible amenaza de confinamiento. El brote de Covid-19 ubicado en un gimnasio de la localidad de Arteixo ha alcanzado ya los 47 contagiados, tras sumar ocho positivos más en las últimas horas. A pesar de que las clases en el centro deportivo fueron canceladas, el rastreo de posibles casos originados a causa de un contacto dieron a conocer estos nuevos positivos —y aunque ya se han realizado más de 200 PCR, las autoridades sanitarias no descartan que se conozcan nuevos casos en los próximos días—. 

De aumentar drásticamente el número de contagios, concretamente, si se encontraran 58 nuevos afectados en estos días, La Coruña ascendería al nivel de alerta roja que supondría, como mínimo, el confinamiento de la localidad. Esto se debe a que, según el protocolo establecido por la Xunta, de alcanzar los más de 120 casos por 100.000 habitantes, inmediatamente el espacio afectado debería quedar confinado.

Además, a lo largo de la semana pasada se conocieron tres nuevos brotes en la provincia de Ourense. Concretamente en las áreas de: Baños de Molgas —3 casos, de los cuales la paciente cero se encuentra ingresada—; Vilar de Barrio —con 4 casos y donde una pareja de personas mayores se encuentra ingresada y en estudio de otros posibles contactos— y Chandrexa de Queixa —con 4 casos activos procedentes de un grupo familiar y que ha supuesto afectados en Aragón y Cataluña—.

Lugo, que hace unas semanas optó por confinar durante diez días a la localidad de La Mariña, ha conseguido controlar el rebrote y Pontevedra no añade nuevos focos a la suma.

Comunidad Valenciana: 13 brotes en cuatro días

La comunidad levantina ha registrado desde el pasado viernes hasta 13 brotes repartidos por varios municipios. Cinco están en la capital y la mayoría son de origen social. El 36,5% de los rebrotes y los nuevos positivos están relacionados con reuniones familiares y de amigos, según el balance del fin de semana de la Conselleria de Sanidad. La mitad de los afectados están en la franja de 15 a 34 años.

Otros brotes están en localidades como Mislata (siete casos), Burjassot (seis), Torrent (cinco), Gandía (cuatro), Meliana (también cuatro casos de origen social) y Tavernes Blanques (tres). Asimismo, en la provincia de Alicante hay dos nuevos brotes: uno en Orihuela y otro en Almoradí.

Murcia: oleada de inmigrantes

El principal problema de la Región de Murcia está ahora mismo en la inmigración ilegal. En las últimas semanas las pateras con personas contagiadas a bordo no han parado de llegar. Tanto es así que el Gobierno de Fernando López Miras tuvo que hacer una llamada de socorro tanto al Gobierno Central como a los ayuntamientos para afrontar el problema. 

Inmigrantes argelinos durmiendo en el suelo en Murcia.

Un centenar de personas sin papeles se fugó hace unos días de la dársena de Escombreras (Cartagena) donde la Cruz Roja ha instalado provisionalmente un hospital de campaña para que los inmigrantes pasen la cuarentena. Solo quedan por localizar unos 15 de los fugados. Forman parte del grupo de 259 que estuvo en contacto con 34 argelinos que dieron positivo por Covid-19 tras llegar en patera.

Además de este foco, el número de casos relacionados con el brote de Totana suma ya 112 positivos y el foco de Atalayas alcanza los 87 casos. Lorca también tiene 16 casos notificados.

Navarra: un barrio en Fase 2 y a la espera de resultados

Navarra fue una de las primeras comunidades que optó por retroceder alguna de sus localidades de fase, como forma preventiva frente a una posible alerta roja. Concretamente, fue el día 23 de julio cuando llevó a cabo lo que se conocería como un retroceso “localizado” en el barrio pamplonés de Mendillori. Tras casi dos semanas en las que las actividades han sido limitadas —no lo ha sido la movilidad— y con más de 2.000 PCR realizadas, este jueves sabrán si el barrio se mantiene en esta fase o si puede dar un paso más para volver a la nueva normalidad.

En la misma situación de incertidumbre se encuentra Sangüesa donde, tras dar con 18 casos de coronavirus en la última semana, se han planteado una serie de “medidas extraordinarias” con las que tratar de prevenir el contagio y evitar el confinamiento de esta localidad de 5.000 habitantes. Por el momento, el municipio cierra hasta nuevo aviso los espacios públicos —piscinas, parques infantiles, bibliotecas, fuentes, etc.—, adelanta los horarios de la hostelería y elimina todo tipo de actividad en sociedades gastronómicas y peñas.

País Vasco: aumentan peligrosamente los brotes 

El País Vasco se enfrenta, con preocupación, a la gran afluencia de rebrotes que han tenido lugar en la comunidad a lo largo de los últimos días. Según los últimos datos recogidos por el Departamento de Salud del Gobierno Vasco, de los más de 4.000 PCR que se llevaron a cabo el lunes 3 de agosto, se han encontrado hasta 165 nuevos positivos.

A principios de semana, Vitoria ha tenido que cerrar dos establecimientos de comida rápida al detectarse alrededor de 50 contagios entre sus empleados. Desde el Gobierno Vasco recomiendan a todas aquellas personas que hayan pasado por ellos —en estos últimos días— que acudan a realizarse las pruebas pertinentes. 

Por otra parte, el Departamento de Salud se encuentra pendiente de realizar estas pruebas a los clientes de una discoteca de Bilbao y de una cervecería de Erandio, que estuvieron en estos establecimientos entre el 24 y 26 de julio y el 25 y 30 respectivamente. Por el momento, estos posibles rebrotes cuentan ya con 11 casos positivos detectados y no se descarta que en los próximos días puedan detectarse nuevos casos.

Guipúzcoa no incorpora brotes pero sigue muy pendiente del brote de Ordizia —surgido durante las primeras semanas de julio— y que alcanza ya los 77 contagiados.

Ceuta y Melilla: casos aislados

La ciudad autónoma de Ceuta puede presumir de ser la zona con menor incidencia del virus en España. Desde el fin del estado de alarma no ha surgido ningún rebrote y, actualmente, solo cuenta con dos personas contagiadas que cumplen confinamiento en sus domicilios.

En Melilla, este martes se ha notificado que tres monitores del centro de acogida temporal de menas de Fuerte de Rostrogordo, lo que supone el único brote de la ciudad autónoma.