La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha dicho que el Gobierno aceptará que el desconfinamiento en Cataluña no se haga por provincias como se había planteado: "No hará falta convencer al PSOE. La Generalitat solo lo tenia que plantear, y la predisposición era aprobarlo así (en base a regiones sanitarias). Esto es lo que me ha llegado a mi".

Noticias relacionadas

Así se ha pronunciado este sábado Colau en una entrevista en Rac1, en la que ha dicho que las provincias pueden tener sentido en otros lugares del Estado pero no en Cataluña: "Tenemos las regiones sanitarias, que nos están funcionando bien".

Sobre las salidas a la calle para pasear y correr a partir de este sábado, la alcaldesa ha considerado que la gente está siendo "extraordinariamente responsable", y ha pedido prudencia.

El Gobierno aprobó el martes al plan de desescalada que tiene como horizonte finales de junio, con un programa en cuatro fases a distintas velocidades según las provincias o islas más o menos afectadas por el coronavirus y la Generalitat había solicitado que se hiciera por regiones sanitarias.

"Las provincias no son funcionales"

Tras conocer el plan de Sánchez, la portavoz del Govern, Meritxell Budó, pidió al Ejecutivo que la fase de desconfinamiento se lleve a cabo de manera asimétrica según cada región sanitaria, y no tomando como referencia las provincias.

Por un lado, Budó celebró que el Gobierno haya elaborado "un plan por escrito en el que se detallan todas las fases y sectores" que protagonizarán este desconfinamiento, basado en "elementos de justificación de carácter científico".

Sin embargo, lamentó que este plan se haya "elaborado sin tener en cuenta a Cataluña y el resto de territorios" y "fije la provincia como unidad territorial del desconfinamento", lo que a su entender es un "error".

Para la Generalitat, el desconfinamiento debería modularse según las distintas "regiones sanitarias y áreas básicas de salud", ya que "las provincias no responden a criterios sanitarios ni funcionales".