El Real Madrid se despidió de La Liga ganando el pasado sábado al Villarreal, pero con la amargura de que el título acabara en manos del Atlético de Madrid gracias a la victoria de los rojiblancos ante el Valladolid. La temporada se cerró así sin títulos, aunque con el orgullo de haber luchado hasta el final a pesar de las complicaciones. 

Noticias relacionadas

Y es que en el Real Madrid se cree que La Liga voló mucho antes. Las decisiones arbitrales, con hasta 17 jugadas en las que los blancos fueron perjudicados, lastraron de forma definitiva al equipo de Zidane. Además, las lesiones y las bajas por Covid han puesto muy difícil la temporada al conjunto madrileño.

Tras el último partido contra el Villarreal, Zidane se despidió en rueda de prensa con el mensaje de que hablaría con el club en los próximos días. Lo cierto es que el galo se ha tomado una semana de reflexión fuera de la capital de España y será a su regreso cuando se vea las caras con Florentino Pérez.

Hasta este momento, Zidane no ha confirmado a la entidad que se quiere marchar. Sin embargo, su entorno más cercano asegura que el entrenador tiene intención de salir y que ve muy difícil que de marcha atrás en su decisión. 

En cambio, en el Real Madrid se confía en su continuidad y que Zidane siga siendo el entrenador tras hablar con Florentino Pérez. Eso sí, el galo pondrá su cargo a disposición del club tras un año sin títulos. Todo, por tanto, está pendiente de ese cara a cara en el que también se debatirá sobre el futuro de la plantilla.

Los puntos de la reunión

Sobre la mesa habrá varios asuntos a tratar. El primero será ver si Zidane se ve con fuerzas para ser el que dirija la nave en la renovación que tiene planificada el Real Madrid para la próxima temporada. También qué ocurrirá con el futuro de Sergio Ramos y Lucas Vázquez, dos jugadores que terminan contrato y que no han renovado y que son de la máxima confianza del francés. 

Otro de los puntos a tratar será la preparación física. Las más de 60 bajas que ha tenido esta campaña en el Real Madrid han puesto el foco en Dupont, el responsable de esa parcela y que fue fichado por Zidane tras la salida de Pintus. Algo tiene que cambiar, eso seguro, pero ambas partes se deben encontrar para continuar juntos en el futuro. 

Zinedine Zidane da indicaciones a sus jugadores en Di Stéfano Reuters

Los nombres de Allegri y Raúl están en la recámara, pero no son los únicos. Eso sí, el Real Madrid tiene claro que quiere que Zidane continúe y cumpla su contrato que finaliza en 2022. El fichaje de Mbappé, tal y como publicó EL BERNABÉU, no depende de la continuidad del entrenador galo, ya que es una operación estratégica por un jugador que debe liderar el proyecto deportivo de la próxima década. 

Con quien no cuenta el Real Madrid es con Marcelo, Isco y Mariano para la próxima temporada, aunque todos tienen contrato en vigor y sus salidas dependerán del mercado. También Odegaard está pendiente de lo que ocurra con Zidane, ya que la relación entre el futbolista y el técnico se enfrió mucho en la primera parte de la temporada y el noruego terminó saliendo cedido rumbo al Arsenal

El Real Madrid iniciará, por tanto, la próxima semana su esperada renovación. Muchos frentes abiertos y decisiones importantes que tomar, pero la continuidad o no de Zidane es lo que marca ahora la agenda blanca de Florentino Pérez para edificar un Real Madrid 2021/2022 campeón. 

[Más información: 1x21 El Bunker CF | El final de La Liga, el futuro de Zidane y el mercado de fichajes del Madrid]