El momento del cambio ha llegado. Durante más de una década, Cristiano Ronaldo y Leo Messi se han sentado en el trono del fútbol, pero la nueva generación lleva varios años pidiendo paso y son Kylian Mbappé y Erling Haaland los que piden hacerse con el cetro del deporte rey.

Noticias relacionadas

Sobre los actuales delanteros de PSG y Borussia Dortmund ha sido preguntado, precisamente, Cristiano. El portugués no ha dudado en ensalzar las figuras de Mbappé y Haaland, de los que ha asegurado que es "emocionante" verlos en acción, aunque no ha querido decantarse por uno u otro.

"Es difícil escoger solo un jugador para decir que ese será el mejor, pero es emocionante ver a esta nueva generación de jóvenes como Haaland y Mbappé", ha asegurado en declaraciones recogidas por Livescore. Al mismo tiempo, Ronaldo les ha dado un consejo para que se mantengan en lo más alto.

Cristiano Ronaldo, con la Juventus Reuters

"Algunos son capaces de hacer una o dos grandes temporadas, pero solo los mejores son los que se mantienen campaña tras campaña. Eso no es tan fácil. Se necesita trabajo y mucho compromiso", ha asegurado Cristiano Ronaldo, quien ha hecho del trabajo y el esfuerzo toda una receta para ser el número uno por más de diez años.

Cruce de guiños

No es la primera vez que entre las grandes estrellas surgen los piropos. El propio Kylian Mbappé, durante una entrevista para La Gazzetta dello Sport, afirmó que Cristiano Ronaldo siempre ha sido toda una inspiración para él: "Si eres francés, obviamente creces con Zidane como ídolo. Luego otro ídolo era Cristiano Ronaldo, con el que ya he tenido la suerte de medirme como rival, también con la selección".

El campeón del mundo en 2018 también dijo que todavía estaba a tiempo de firmar una carrera similar a la del luso: "Para mí ya es tarde para hacer una carrera como Messi, habría tenido que quedarme en el Mónaco. Sin quitar ningún mérito a Messi, ahora tengo que inspirarme sí o sí en la carrera de Cristiano".

Inspiración para Mbappé y un posible movimiento que se habla desde hace tiempo para seguir esos pasos de Ronaldo. Y es que el francés continúa siendo vinculado con el Real Madrid, hasta el punto de que este verano podría producirse al fin su fichaje por el club blanco. Un movimiento que le convertiría en el jugador franquicia de los merengues, como en su día fue Cristiano.

[Más información - Cristiano alimenta los rumores sobre su futuro: un camión de transportes junto a su casa]