El derbi de este domingo ya tiene colegiados. El decisivo partido para las opciones por el título liguero de Real Madrid y Atlético de Madrid tendrá como árbitro principal a Alejandro Hernández Hernández. El canario dirigirá el encuentro en el Wanda Metropolitano apoyado desde el VAR por José Luis González González. Los merengues visitan al eterno rival de la capital de España con la necesidad de ganar para no perder comba en Liga.

Noticias relacionadas

No podrá estar Sergio Ramos en el campo ya que aún no ha terminado su recuperación, pero es uno de los colegiados que ha expulsado en más ocasiones al central. Durante el Levante - Real Madrid de la temporada pasada, donde los blancos cayeron por 1-0, fue el partido en el que el capitán estalló. Allí mismo tuvieron un diálogo en el que le preguntó si tenía algo en contra suya, a lo que no obtuvo más respuesta que la arrogancia del colegiado.

Los blancos le recuerdan por otros grandes éxitos como los Clásicos en los que fue protagonista, como el 0-0 en el Camp Nou donde se comió dos penaltis a Varane. El Real Madrid le temía en la cita en la que consiguieron cantar el alirón la temporada pasada ante el Villarreal en el Di Stéfano, donde pareció olvidar esas rencillas y pitó un penalti vital a favor de los merengues. Este año ya ha sido protagonista en dos partidos: el empate a uno frente al cuadro castellonense y el 1-4 ante el Alavés.

En cuanto al colegiado de VAR, González González ya se dedica íntegramente a dirigir encuentros desde Las Rozas después de que el año pasado se retirase. Precisamente, en la temporada pasada dirigió el empate a cero en el mismo lugar donde se jugará el partido de este domingo. Es el único gran partido que el árbitro de Ponferrada ha dirigido al Real Madrid. 

La polémica

Todo este encuentro viene precedido de la polémica en torno a las declaraciones de Velasco Carballo en las que utilizó como ejemplo una jugada del Villarreal - Atlético para explicar la actuación del VAR, cuestión que fue utilizada por los rojiblancos para atacar al estamento. Tanto fue así que el CTA sacó un comunicado explicando que fue una "explicación didáctica" y que no se refirieron a cómo se debería de haber arbitrado esa acción que podía haber terminado en roja a Lemar.

"Estos comentarios públicos son muy peligrosos porque condicionan las decisiones de los colegiados que deben arbitrarnos y dan la sensación de que hemos sido beneficiados por un error arbitral, cuando no es así", expuso el consejero delegado del Atlético, justo la misma semana de un derbi decisivo para La Liga. No cabe duda de que el oportunismo ha llegado hasta esta cuestión, con la designación de un árbitro que trae más malos que buenos recuerdos a los madridistas.

[Más información: Zidane le toma la medida al Atleti de Simeone: las pistas del Real Madrid para el derbi]