La derrota del Real Madrid ante el Levante sigue escociendo en el Santiago Bernabéu. Pero toca rehacerse y esta semana será vital para evitar un descalabro que sería histórico. El vestuario está en la obligación de levantarse el próximo martes en Champions League ante el Viktoria Plzen y uno de los que ya ha arengado a la afición ha sido Sergio Ramos.

El capitán del Real Madrid utilizó su cuenta de Twitter para mandar un mensaje de ánimo a la afición y para dejar claro que el conjunto blanco nunca se rinde: "Siempre luchamos, nunca nos rendimos", un mensaje que el de Camas acompañó con varios hashtag haciendo referencia a lo mucho que queda para que culmine la temporada.

El mensaje de Ramos está acompañado de un vídeo de algo más de dos minutos en el que aparecen los mejores momentos del capitán, desde su llegada al Santiago Bernabéu hasta el día de hoy.

Sergio Ramos se lamenta tras la derrota ante el Levante. Rodrigo Jiménez Agencia EFE

Dos bolas de partido

La visita del Viktoria Plzen será el primer matchball de la temporada. El Madrid necesita arrollar sí o sí, de lo contrario su presencia en los octavos de final de Champions podría complicarse tras haber caído en la segunda jornada ante el CSKA Moscú.

El plato fuerte será el próximo domingo. La jornada 10 de Liga estará marcada por El Clásico del Camp Nou, un partido que puede servir de acicate para un Madrid herido que puede salir de Barcelona reforzado anímicamente, o por lo contrario ahondar en un drama con el que nadie sospechaba en el mes de agosto.

Todo lo que no sea ganar, golear y convencer esta semana podría suponer también la destitución de Julen Lopetegui como entrenador.