Análisis

Samsung Galaxy A72, análisis: ¿pero esto qué es?

Hemos podido analizar a fondo el primer Samsung Galaxy A que cuenta con una cámara con zoom óptico, el nuevo Samsung Galaxy A72.

15 abril, 2021 16:01

La competencia en el sector de los teléfonos móviles es tan fuerte que incluso empresas como LG han decido dar un paso atrás.

Parte de culpa, al menos en países como España o la India, la tienen las marcas chinas que ofrecen una relación calidad precio que es difícil de igualar. En Estados Unidos Apple hace presa pero en la gama alta.

Si hay una compañía que está peleando en ambos frentes de forma descarnada esa es Samsung. Y si bien la compañía ha salido victoriosa en la gama alta como vimos en el análisis del Samsung Galaxy S21 Ultra, no podemos decir lo mismo de la gama media.

Características Samsung Galaxy A72

  • Pantalla:
    • Diagonal: 6,7 pulgadas.
    • Resolución: FullHD+.
    • Tecnología Super AMOLED.
    • Tasa de refresco: 90 Hz.
    • Brillo máximo: 800 nits.
    • Lector de huellas dactilares óptico integrado en pantalla.
  • Rendimiento:
    • Procesador octa core:
      • 2 núcleos a 2,3 GHz y 6 a 1,8 GHz.
    • 2 versiones de RAM y almacenamiento:
      • 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento.
      • 8 GB de RAM y 256 GB de almacenamiento.
  • Cámaras:
    • Sensor principal de 64 Mpx, f/1.8 y estabilización OIS.
    • Cámara ultra gran angular de 12 Mpx, f/2.2.
    • Cámara telefoto con zoom óptico de 3 aumentos, 8 Mpx y f/2.4.
    • Sensor macro de 5 Mpx, f/2.4.
    • Cámara frontal de 32 Mpx, f/2.2.
  • Batería:
    • Capacidad: 5.000 mAh.
    • Carga rápida de 25 W.
    • Cargador incluido de 25 W.
  • Dimensiones: 165 x 77,4 x 8,4 mm.
  • Peso: 203 gramos.
  • Otros:
    • 4G.
    • Conectividad NFC.
    • Protección IP 67.
    • Ampliación a elegir entre microSD de hasta 1 TB y segunda tarjeta SIM.
    • Puerto USB C y jack de 3.5 mm para auriculares.
    • Altavoces estéreo.
  • Sistema:
    • Versión de Android: 11.
    • Capa de personalización: One UI 3.1.
    • Actualizaciones de Android por 3 generaciones (Android 12, 13, 14) garantizadas.
    • 4 años de actualizaciones de seguridad.

Un diseño que intenta recordar a la gama alta, pero no lo consigue

Samsung acertó este año con la línea de diseño de los Galaxy S21 y ha intentado replicarla también en los Galaxy A. Sin embargo, en este Galaxy A72 el peso sube demasiado y al tacto nos recuerda más a un móvil de 200 euros que a un terminal premium.

La parte trasera tiene un acabado mate que visualmente nos gusta, pero al tacto da una sensación de plástico barato que hasta resulta sorprendente.

No obstante, hay aspectos positivos que destacar en este apartado, Cómo la resistencia al agua con certificación IP 67 con la presencia de un doble altavoz.

Un rendimiento insuficiente

Llevamos ya mucho tiempo diciendo que la implementación de la conectividad 5G no es algo obligatorio más allá de la gama alta. Parece que Samsung ha escuchado ese razonamiento y lo ha aplicado en este dispositivo, aunque ha errado el tiro en algo muy sencillo.

El procesador usado, un Snapdragon 720G, es algo ajustado en rendimiento, se nota que no va todo lo ligero que debería. Esto lo podríamos medio entender en terminales de menos de 300 euros, pero no en uno cuyo modelo básico cuesta 449 euros.

Lo mismo sucede con la memoria RAM, que arranca en los 6 GB y que para llegar a los 8 GB tenemos que pagar más de 500 euros. Para lo que cuesta este terminal esperábamos un mejor procesador o, al menos, conectividad 5G.

En el día a día vemos cómo le cuesta abrir ciertas aplicaciones y aunque no hay cierres forzosos y podemos jugar bien una vez abierto el juego hemos de reconocer que hay propuestas mucho más baratas e interesantes.

La pantalla es de lo mejor del Samsung Galaxy A72, pero no tiene 120 Hz

La pantalla es uno de los aspectos en los que Samsung mejor sabe competir. En cuanto a diagonal, colorimetría o calidad del panel, el Samsung Galaxy A72 cumple bastante bien, aunque cuándo empezamos a mirar detalladamente vemos que tiene ciertas carencias.

Para empezar, el lector de huellas es lento, tanto que muchas veces prefiero pulsar el botón de encendido para que me detecte la cara. Y eso que el desbloqueo facial tampoco es especialmente rápido.

Tenemos una tasa de refresco rápida, pero en contra de lo que esperábamos, no tenemos 120 Hz, sino sólo 90 Hz. Hay móviles de Xiaomi que están por debajo de los 300 euros y tienen una tasa de refresco mayor que este. Surrealista.

Buena configuración de cámara, pero la calidad…

Cuando Samsung anunció este A72 lo que más me llamó la atención fue que tuviera un zoom óptico. Era la primera vez que se usaba esta tecnología en un terminal de esta familia.

Por fin podríamos tener un sensor principal, un gran angular y un telefoto en un móvil no tan caro como estábamos acostumbrados. Y sí, hay un cuarto sensor, un macro, pero como siempre decimos, esto es del todo prescindible.

Eso sí, al empezar a hacer fotos hemos visto cómo la calidad, sin ser mala, porque no lo es, no está a la altura de un móvil de casi 500 euros. Terminales de 350 euros nos ofrecen una mejor experiencia pese a que no tenemos zoom óptico.

La representación de color es correcta pero la nitidez no es tan buena como hubiéramos deseado.

Esto se nota sobre todo en el gran angular de noche, que no guarda tanto detalle como con el sensor principal, que sí responde bien. Lo mismo pasa con el zoom, que es del todo mejorable en condiciones de baja luz.

En cuanto al vídeo, nos ha gustado la estabilización de la cámara frontal. Eso sí, esta cámara peca de un rango dinámico algo escaso, con un HDR muy mejorable. Incluso cuando hacemos vídeos si nos ponemos a contraluz cuesta que enfoque la cara en vez del fondo.

También se agradece la inclusión de estabilización óptica en el sensor principal, algo que cuando vamos a grabar se nota, sobre todo de noche. Eso sí, la calidad final está lejos de ser la mejor que hemos visto en un terminal de este precio.

En cuanto a autonomía no tenemos ni una queja

Un aspecto en el que no tenemos queja alguna es en el de la batería. Los 5000 mAh de este modelo explican el peso. Hay carga rápida de 25 W.

En la primera prueba de batería hemos puesto la tasa de refresco de la pantalla a 90 Hz, hemos jugado mucho y usado el móviles en interiores y exteriores, pero más en el interior de casa. Hemos escuchado música y hablado, pero no hecho fotos. Hemos llegado a las 7 horas y media de pantalla con 36 horas de autonomía.

En la segunda prueba de batería hemos cambiado a tasa de refresco a 60 Hz. Hemos hecho muchas fotos, usando el móvil en exteriores, jugado bastante y hablado por teléfono. Hemos llegado a las 6 horas y media de pantalla con 37 horas de autonomía.

En la tercera prueba de batería hemos puesto la tasa de refresco de la pantalla de nuevo a 90 Hz. En este caso hemos querido usar el móvil más en exteriores para ver si la batería se ve penalizada. Hemos usado Google Maps, hemos llamado, usando WhatsApp, hecho alguna foto… Hemos llegado a las 7 horas de pantalla con 28 horas de autonomía.

Android 11 y One UI 3.1 necesitan más fluidez

Samsung está implementado de serie en sus nuevos modelos Android 11 con One Ui 3.1, la última de las versiones de su interfaz.

Normalmente no hay queja en este sentido pero en el A72 nos ha dado la sensación de que o el procesador no es lo suficientemente rápido y potente o la RAM se queda algo escasa.

No hemos tenido muchos problemas si con eso queremos decir que el móvil es usable, pero cuando alguien se gasta casi 500 euros en un móvil es de recibo que espere mucho.

En cuanto a las funciones del sistema, podéis ver todo lo que tiene en el vídeo que hay sobre estas líneas.

El problema del Samsung Galaxy A72 es el precio

Samsung ha errado el tiro con este Samsung Galaxy A72. Es un móvil con buenas sensaciones en aspectos como la batería, pero teniendo en cuenta el precio es un móvil que no rinde como debería en cámara y potencia.

Además, el mayor problema es que hay rivales muy dignos con mejor diseño, mejor cámara, más potencia y una pantalla similar por mucho menos dinero.

El Galaxy A72 con 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento interno cuesta 449 euros y el de 8 GB de RAM y 256 GB de almacenamiento interno se va a los 509 euros.

Claramente el mayor problema de este modelo es el precio.