Móviles android

Móviles emblemáticos de Android: edición LG

Tras anunciar el cierre de su división móvil, hacemos un repaso a los móviles más emblemáticos de LG, un fabricante que siempre apostó en innovación.

5 abril, 2021 20:53

LG anunció oficialmente hoy su salida del mercado móvil (aunque seguirá actualizando sus móviles y respetando la garantía en España) una compañía que lleva desde principios de 2015 sin lograr beneficios.

Pese a que la compañía podía haber tomado mejores decisiones en su camino, no se puede negar que la compañía surcoreana ha contado con grandes móviles a lo largo de su historia.

Hoy rescatamos la sección de móviles emblemáticos de Android para hacer un repaso a los móviles más destacables de la historia de LG.

Nexus 4 y 5

Desde 2016 Google ha sido un fabricante de móviles más con sus Pixel pero antaño contaban con una marca muy especial llamada Nexus. El Nexus de cada año era creado en colaboración de Google y un fabricante de renombre, dependiendo del año.

El Nexus 4 fue el primer Nexus de LG y uno de los más populares de la marca. Un móvil con la máxima potencia de la época, una pantalla espectacular, un diseño que captaba todas las miradas y una cámara que aunque no estuvo a la altura si que contaba con tecnologías muy interesantes como Photosphere.

Se trata de un terminal que a nivel personal recordaré con mucho cariño porque ha sido el móvil que más tiempo he llegado a utilizar como móvil principal.

Un año después, LG repetiría con el Nexus 5, un móvil que tomó todo lo que era espectacular del Nexus 4 y lo mejoró aún más.

Es uno de los móviles más queridos de Android y no serían pocos los que disfrutarían con una versión actualizada de este modelo.

LG G2: el mejor móvil de su historia

El LG G2 es para muchos el mejor móvil de la historia de LG. En un año en el que la mayoría de rivales de alta gama estaban utilizando el procesador Snapdragon 600, LG estrenó casi en primicia el Snapdragon 800, procesador que sentaría las bases de la gama alta de Qualcomm.

Más allá de su potencia desmedida, fue un móvil que sorprendió por su enorme batería y su visión de futuro, apostando por unos marcos realmente reducidos para la época en la que nos encontrábamos. Desde luego, un precursor de lo que conocemos hoy en día.

La apuesta por la modularidad y el gran angular: G5

Pese a que el móvil de LG más aclamado por muchos es el G2, el que para mi fue uno de los móviles más relevantes de la compañía a nivel de coraje no fue otro que el LG G5.

LG apostó fuerte en este móvil con un sistema modular en una época en la que la mayoría de móviles habían perdido prácticamente cualquier posibilidad de cambiar la batería de forma sencilla. Más allá de este cambio sencillo, nacieron módulos específicos para ampliar la experiencia de este móvil.

Pese a que la modularidad fue un experimento que no terminó calando, la apuesta por la fotografía ultra gran angular si demostró tener un gran potencial. Prácticamente todas las marcas han terminado añadiendo este tipo de cámara como uno de los sensores más importantes, pero fue LG quien arriesgó todo por ello.

Si tan solo hubieran sabido venderlo quizás podría haber marcado un punto de inflexión en la compañía.

V10: rugerizado y con doble pantalla

Otro experimento que no duró mucho fue el de la gama V, que durante los años restantes de vida se convirtió en la más importante de la compañía en términos de innovación.

El LG V10 era un móvil gigantesco y con aspecto rugerizado, un móvil que destacó principalmente por incorporar una segunda pantalla que tenía varios usos más allá que incorporar accesos directos, como un control multimedia que resultaba muy útil para sacar partido a la excelentísima calidad de sonido de este terminal.

El LG V50 más tarde reinventaría el concepto de la doble pantalla, pero de una forma completamente distinta.

LG Wing, el pionero de una nueva era que jamás verá la luz

Hace escasos meses la compañía anunció una nueva apuesta conocida como Project Explorer, un proyecto del que salió el Wing, un móvil con dos pantallas incorporadas que llevaba la experiencia de la multitarea un paso más allá.

El Wing iba a ser el primero de muchos móviles que apostasen por formatos innovadores como el LG Rollable, cosa que al final no sucederá.