Junta de accionistas de Vocento 2019.

Junta de accionistas de Vocento 2019.

Empresas

Los consejeros de Vocento toman posiciones en una guerra que podría decidirse antes del verano

La batalla por el control del editor de ABC vivirá dos consejos de infarto antes de que termine el curso.

Se aproximan cinco semanas de alta tensión en Vocento, el periodo transcurrido entre el Consejo de Administración de mayo -que se celebrará en esta semana- y el último antes de vacaciones, que con toda probabilidad se desarrollará a mediados del mes de junio. Las fuentes consultadas por este periódico indican que estamos ante dos batallas en las que podría decidirse la lucha por el control del grupo.

Como ya contó este periódico, Fernando de Yarza aspira a tener mayor control en la toma de decisiones de la compañía, un movimiento que pasa necesariamente por la salida de Luis Enríquez, CEO del editor de ABC. De Yarza lleva varios meses enfrentado a Enríquez, descontento con la gestión del grupo, la no participación en la puja por Zeta y una pérdida patrimonial de 27 millones de euros en su inversión.

El presidente del grupo Henneo volvió al Consejo de Administración de Vocento en 2016 aumentando su participación en 0,69% y con la promesa de algunos consejeros de influir. No obstante, tres años después no ha participado en ninguna toma de decisión, lo que le ha llevado a replantearse su estrategia. 

Posicionamiento de los consejeros

Hasta tres fuentes cercanas al Consejo consultadas por este diario indican que De Yarza lleva varias semanas buscando apoyos para poder forzar la salida de Luis Enríquez, una tarea de la que se desconocen sus frutos. De esta manera, nuevamente el posicionamiento de los consejeros y de las históricas familias dueñas de la compañía será clave para decidir el rumbo de la compañía.

Todo depende de los apoyos con que cuenten Enríquez y De Yarza, algo que ayudará a medir las fuerza de cada bando en esta guerra. Inicialmente, algunas fuentes cifran el Consejo de junio como el momento en el que se podría plantear la salida del CEO, aunque para ello el presidente de Henneo debería contar con un apoyo mayoritario del Consejo. 

De momento, las fuentes consultadas por este diario indican que hay un frente formado por Fernando De Yarza, Santiago Bergareche y Gonzalo Urquijo. Los tres comparten las críticas a Enríquez y mantienen el frente rebelde con las espadas en alto. Estos críticos pusieron sobre la mesa la salida del CEO a finales del año pasado sin el apoyo de De Yarza, lo que les llevó a fracasar en su intento de desbancar al CEO.

Consejos de mayo y junio

Del otro lado, el nuevo presidente Ignacio Ybarra, que sustituyó al propio Bergareche hace seis meses, apoya a Enríquez. Cultivan una buena relación y se decanta por una gestión profesionalizada de la compañía y con criterios económicos por encima de las disputas personales del Consejo. Este grupo pro-Enríquez también cuenta con Carlos Delclaux, quien siempre ha estado del lado de los Ybarra en la toma de decisiones. A favor del oficialismo juega el voto doble del presidente en una hipotética votación para destituir a Enríquez.

Esto deja dos votos en el aire: el de Gonzalo Soto y el de Soledad Luca de Tena. En noviembre, la heredera de ABC se desmarcó de la guerra, lo que abortó la operación de Bergareche. El problema es que en estos momentos se desconoce el destino de su voto.

Lo único cierto, por ahora, es que las espadas siguen en alto y que movimientos en cualquier sentido dependerán de cómo se vayan decantando los apoyos de uno u otro bando. Esto anticipa dos consejos de infarto en mayo y junio, fechas señaladas en la agendas de todos los consejeros de Vocento y un momento para el que las partes se encuentran definiendo sus estrategias. Los próximos días serán claves en esta guerra.