Un 787 de Boeing, uno de los modelos estrella de la compañía estadounidense.

Un 787 de Boeing, uno de los modelos estrella de la compañía estadounidense.

Empresas

Boeing toma ventaja en la batalla aeronáutica: duplica a Airbus en pedidos

Boeing está teniendo viento de cola en este 2018. El constructor aeronáutico está firmando un gran año en materia de pedidos y entregas. Al cierre del tercer trimestre, la compañía estadounidense ha conseguido 631 pedidos frente a los 256 de su rival Airbus. Una diferencia muy importante que será difícil que la empresa europea remonte en lo que queda de año.

A lo largo del ejercicio actual, el modelo de la estadounidense que más pedidos acumula es el 737, con 514 unidades. El avión de pasillo único es la aeronave que más están demandando las aerolíneas. En segundo lugar aparece el 787, el modelo estrella del largo radio de Boeing consigue 123 pedidos en los nueve primeros meses del año.

Por su parte los modelos 767 y 777 han recibido 38 y 34 pedidos respectivamente. Por último, 14 aerolíneas apostaron por el 747, la aeronave con mayor capacidad de Boeing capaz de trasladar a 467 pasajeros a con una autonomía superior a los 14.800 kilómetros.

Un año poco satisfactorio en pedidos para Airbus

El año de Airbus no está siendo muy satisfactorio en materia de pedidos. De las 256 solicitudes conseguidas por el constructor europeo, 198 corresponden a la familia de pasillo único que agrupa los modelos A220, A319, A320 y A321, las aeronaves que compiten con el 737 de su rival estadounidense.

El A350, el avión bimotor de largo radio de la europea, que compite con el 787 de Boeing, ha conseguido en este periodo 36 pedidos en los nueve primeros meses del año. La familia 330 por su parte suma 14 nuevas solicitudes.

Por último, en lo que respecta al A380, el avión con mayor capacidad de pasajeros del mundo capaz de transportar a 544 personas, los pedidos durante los tres primeros trimestres de 2018 han quedado en 14 unidades. 

Más igualdad en entregas

En las entregas de aeronaves las posiciones están más igualadas. Boeing ha conseguido 568 entregas frente a las 503 que ha conseguido Airbus durante los nueve primeros meses del año.

En cuanto a los modelos, se han entregado 407 unidades de la familia 737 frente a las 403 unidades de pasillo único que entregó Airbus. En el caso del largo radio, Boeing entregó 106 unidades del 787 mientras que Airbus se quedó en las 61 entregas del A350. En los aviones de alta capacidad el constructor norteamericano entregó 5 aeronaves 747 de Boeing frente a las 8 A380 de Airbus. 

Boeing dispara su beneficio hasta septiembre

Todo parecen ser buenas noticias en este 2018 para Boeing. El constructor aeronáutico ha conseguido un beneficio neto de 7.036 millones de dólares en los tres primeros trimestre del año, un aumento del 37 % respecto al mismo periodo del año anterior.

Las ventas en los nueve primeros meses de este año llegaron a los 72.786 millones de dólares, un 5% más que el pasado ejercicio.

Estos resultados se apoyan en el buen comportamiento de la división de defensa y a una mejora sustancial en la eficiencia productiva de las aeronaves comerciales.

Apuesta de Air Europa por el 787, dudas en Lufthansa

Air Europa continúa con su apuesta por aviones Boeing de última generación para su flota de largo radio. La española contará con un total de 27 aviones Dreamliner para su flota de larga distancia.

El pasado mes de febrero Boeing entregó los primeros 787-9 Dreamliner, un pedido al que va a añadir tres unidades nuevas a las 24 previstas. La inversión, a precio de catálogo, alcanzaría los 950 millones de euros.

La alemana Lufthansa por su parte estaría valorando la posibilidad de renovar su flota de A340 con modelos 787 o A350. Un contrato que rondaría las 20 unidades y en el que la aerolínea de bandera germana tiene puestos importantes intereses de su estrategia de largo radio donde tradicionalmente ha complementado A340 europeos con 747 norteamericanos. En el caso de optar por el fabricante estadounidenses serían los primeros 787 de la flota de Lufthansa.